Anuncios

Marissa Nadler homenajea a Elliott Smith en su nuevo EP

Elliott Smith logró en XO (Dreamworks, 1998) algo que parecía imposible: encontrar una continuación lógica, la en apariencia única continuación posible, a Either/Or (Kill Rock Stars, 1997). Lo hizo a través de canciones más ornamentadas, con arreglos más frondosos. Un ejemplo inigualable de ello es ‘Pisteleh’: la voz calmada de Smith, los repetitivos acordes de guitarra, la introducción del piano en la recta final. Es natural que tantos años después artistas de la talla de Marissa Nadler, cuyo July (Sacred Bones Records, 2014) es uno de los discos Folk del año, sientan la necesidad de rendir homenaje a la figura de Smith, tan pronta y tristemente evaporada.

Nadler arrastra ‘Pisteleh’ a su terreno: atmósferas etéreas, un ritmo mucho más lento, una afectación vocal mucho más acentuada y una duración por encima de la original. Por encima de los cinco minutos necesita Nadler irse para hacer de ‘Pisteleh’ algo más que una canción de Elliott Smith e inscribir su nombre, aunque sea en los márgenes, de tan bella composición. Lo consigue sin problemas. Esta versión, por cierto, está incluida en un breve EP de demos y descartes varios titulado Before July (Sacred Bones Records, 2014). Año de gracia para ella. No sólo por July, sino también por su split con Father John Misty, Hollywood Forever Cemetery Sings/Drive (Bella Union, 2014).

Anuncios