Anuncios

Surfer Blood podrían tener entre manos un disco más emocionante de lo que pensamos

Al contrario que otros editores de Hipersónica, nunca he sido un especial admirador de Surfer Blood. Compartí con ellos, sin embargo, la decepción que supuso su segundo disco, Pythons (Warner Bros., 2013), el primero editado por una major. Ellos mismos tampoco debieron quedar muy contentos con el resultado, porque para su tercer LP, 1000 Palms, se han marchado a Joyful Palms. El lanzamiento está previsto para el próximo 12 de mayo y hoy hemos conocido su segundo adelanto: se titular ‘I Can’t Explain’ y, atención, Surfer Blood podrían haber recuperado algo del gancho perdido, e incluso un poquito más. Es estupenda. La explican ellos:

‘I Can’t Explain’ is one of our most collaborative efforts to date. The hook just came to us one day in the practice space and we wrote the rest of the song around it. The lyrics tell the story of a romantic encounter on a New Year’s Eve past and build slowly with the rest of the song. I’ve always been keen on a long instrumental outro, so this seemed like the perfect spot for a long, jammy guitar section — a place for us to get some Yo La Tengo/Built to Spill guitar fetishizing out of our system.

El mes pasado hablamos de ‘Grand Inquisitor’, primer single de 1000 Palms, y entre ambos dibujan un lienzo interesante. Surfer Blood se alejan aquí del tono Power Pop, alborotado, de su primer y más aclamado disco, y se adentran en una zona atmosférica, repleta de épica emocional y con decenas de capas sonoras sosteniendo melodías y estribillos de lo más acertados. Muy bien por ellos, tanto que han recuperado mi atención. Veremos qué depara el resto de 1000 Palms.

Anuncios