La franquicia de juegos de Bioshock se inició en 2007 con un formato de shooter de primera persona y un impresionante (sub)mundo ucrónico con mutantes superpoderosos, inquietantes niñas protegidas por gigantes en trajes de buzo y un brutal trasfondo de decadencia de la civilización y lucha de poder. Por supuesto que alguien querría hacer una adaptación cinematográfica de todo esto.

Y tiene sentido también que uno de los mayores interesados en hacerlo fuera Gore Verbinski, autor de las tres primeras películas de Piratas del Caribe y otras jugadas osadas, como su remake de The Ring, el reboot de El Llanero Solitario o ese pequeño tesoro que es La cura del bienestar. En una reciente entrevista, el director habló de cómo se acercó a Universal para esta potencial adaptación justo a finales de los 2000s, tras el gran éxito de la franquicia de piratas.

No obstante, para poder hacerla como es debido, puso unas condiciones que entonces se veían prohibitivas.

Se habló de hacerla como una película. Y fue extraño, porque en mi primera reunión con Universal […] me senté en una habitación y dije ‘Chicos, esto es una película de 200 millones de dólares [de presupuesto] calificada para adultos’. Y hubo silencio. Recuerdo que mi agente me dijo ‘¿Por qué has dicho eso?’ y yo dije que era así. ¿Por qué intentar matar una película que ni siquiera has empezado? Esto fue antes de tener siquiera un guion. Yo sólo quería ser claro.

El proyecto se canceló antes siquiera de empezar, porque Verbinski era el mejor colocado para afrontar esta ambiciosa adaptación. El director fue franco con intención de que sólo se hiciera si se iba a hacer bien.

Hubo mucha difusión. Así que, cuando la película se paró, fue literalmente la conversación que tuve. La brutalmente honesta conversación en la que dije que no comprasen los derechos, sólo quiero ser claro. Esta es una película de 200 millones para adultos. Ahora íbamos a empezar a hacer una película de 200 millones para adultos y todo el mundo se acobardó. Creo que ‘Watchmen’ había salido por aquel entonces. Así que hubo un poco pensamiento de que estas películas debían ser para mayores de 13 años. Si cuestan tanto, tienen que ser aptas.

Esa es la gente que lidia con datos. Así que los nuevos datos decían que no se hiciese la película. Me parece justo. Pero fue una gloriosa pérdida de tiempo porque intenté ser super claro, absolutamente honesto, es para adultos… Esto fue antes incluso de hablar con la compañía de videojuegos. Hablamos con [el director del videojuego Ken] Levine, estábamos listos para ello. ¿Queréis hacerla? Eso dije, y hubo silencio en una sala llena de 30 ejecutivos, departamentos de marketing, todo el mundo.

En la misma entrevista, Verbinski también tuvo ocasión de explicar qué le atraía exactamente de Bioshock para adaptarlo al cine.

Creo que es uno de las pocas narrativas de videojuego que de hecho tiene una gran historia. Es Edipo. Tiene una gran fluidez narrativa. Tiene una especie de narrador poco fiable. Lo tiene, en su núcleo… Eso es lo que le conté a [el guionista] John Logan y realmente respondió al aspecto dramatúrgico de la historia. Así que pasamos bastante tiempo adaptando el guion.

Obviamente, el gran accidente de avión iba a ser una gran secuencia de acción, la entrada a aquel mundo. Hubo mucho guion gráfico, mucha previsualización. Estuvimos jugando con cómo tener los dos finales. […] Estuvimos intentando conseguir eso, lo que era emocionante. 

VíaCollider
Artículo anterior‘Slapback’: sale a la luz una canción nunca publicada de Black Sabbath con Dio de cantante
Artículo siguienteSonic Youth: una hora de vídeo inédito de la banda tocando en 2003 en Nueva York

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.