Con el confinamiento obligado por el Coronavirus, se hace complicado no poder compartir otras actividades de ocio con la familia y amigos, al estar todos encerrados en sus hogares (al menos deberían). Aunque podemos comunicarnos con ellos, ya no podemos compartir cosas como ver películas juntos, como puede ser en casa de otros o en la comodidad de la sala de cine.

Pero llega una medida paliativa para ello: Netflix Party. Esta particular herramienta nos va a permitir poder montar una sesión en la que invitar a la gente y compartir juntos un visionado de una película, episodio de serie o programa que se encuentre en el catálogo de Netflix. Nosotros ya lo hemos probado y os contamos paso a paso la experiencia, para que podáis replicarla con quien queráis.

Antes de comenzar, cabe aclarar que es imprescindible utilizar el navegador Chrome, ya que Netflix Party se trata de una extensión para este navegador y, por supuesto, necesitas una cuenta en Netflix. Aunque asumimos que de eso ya dispones.

El primer paso es el más sencillo: ir a www.netflixparty.com. En la misma página encontramos los pasos a seguir antes de poder montar nuestra sesión de visionado.

Dándole a «Install Netflix Party» nos llevará a la Chrome Web Store donde descargaremos e instalaremos la extensión. El resto de invitados a la fiesta deberá seguir este paso para poder unirse.

El siguiente paso, si somos el anfitrión», será abrir la página de Netflix, y seleccionar aquello que queramos reproducir. Una vez le damos al play, en la esquina superior derecha, donde suelen estar la extensiones de Chrome, clickamos en el logo «NP» de Netflix Party y nos permitirá compartir la sesión con «Start the Party».

También nos ofrece la opción de tener sólo el control de la reproducción, o dejar que cada uno pause a su gusto. Sé el dictador fascista que siempre quisiste ser o deja que reine el caos.

Una vez creada la sesión, obtendremos un link que tendremos que mandar a todos los participantes de la fiesta. Nos encontraremos una situación tal como esta.

Mientras la ventana está dominada por el vídeo reproducido por Netflix, a la derecha de la pantalla observamos una columna de chat donde podremos conversar con las otras personas mientras se reproduce la película o el episodio.

En la parte superior de la columna podemos configurar el avatar y el nickname que saldrá en la sala de chat que hay en la columna.

A partir de ahí, todo lo esperable. Si nuestra cuenta y velocidad de Internet lo permite, la película se reproduce sin cortes y a calidad HD. Pausando cuando se guste (o cuando guste el propietario), seleccionando el idioma con el que se reproduce el vídeo y los subtítulos, avanzando o retrocediendo de ser necesario.

La mayor incidencia que puede suceder es que uno de los participantes aparezca como que ha dejado la sesión en casi de poner la ventana en segundo plano o minimizándola, como ha sucedido en nuestra sesión.

Los mayores problemas son los más evidentes dadas las características de la herramienta: sólo permite hacerlo con un ordenador y, concretamente, toca hacerlo con el navegador Chrome. Si usas habitualmente otros navegadores diferentes toca esperar a que los desarrolladores puedan crearla y habilitarla en otros como Firefox o Safari. Por supuesto, se descarta la posibilidad de verlo directamente en el televisor.

Con todo esto, ya sólo os queda poneros de acuerdo en qué ver entre el extenso catálogo de Netflix, preparaos unas palomitas caseras, abrir una cerveza o un refresco, y a comentar las movidas que sucedan en pantalla. Si necesitáis algunas recomendaciones, aquí tenéis un par de posts de cosas que puedes encontrar en el servicio de streaming.