Cualquiera sentiría aprensión al oír que una nueva versión de un clásico de Alfred Hitchcock está al llegar. Incluso aunque sea adaptación de una novela de Daphne du Maurier, como es el caso de Rebecca, lo que significa no estar ante un remake propiamente dicho. Pero si Ben Wheatley decide que esta es una obra que merece una nueva adaptación, confiamos.

La participación de Wheatley es el motivo por el que esta película está ente las más interesantes de lo que queda de año. Un tío que te puede hacer cosas tan dispares y atrevidas como Kill List, A Field in England, High-Rise o Free Fire se merece nuestra atención. Especialmente si viene con la promesa de ser una adaptación “alucinada y psicodélica”.

Lily James, Armie Hammer y Kristin Scott Thomas como la ama de llaves liderarán el reparto de esta producción, cuya fecha de estreno en Netflix ya ha sido revelada: 21 de octubre. Se sumará a otros proyectos originales potentes de la compañía de streaming, como The Trial of the Chicago 7 de Aaron Sorkin y, posiblemente, Mank de David Fincher.

VíaDaily Mail
Artículo anterior‘Forever’: Travis Barker y Run the Jewels vuelven a colaborar juntos
Artículo siguiente«Tenía tanto dolor que creía que iba a morir»: Ozzy Osbourne se sincera sobre sus múltiples dolencias

1 Comentario

  1. Suelo desconfiar de la cantinela de «no es un remake, sino una nueva adaptación del libro».

    Déjame Entrar de Matt Reeves también era otra adaptación del libro y al final copiaron hasta la composición de plano del climax final.

    De todas formas tratándose de una película de hace tantos años y estando Wheatley detrás, es de esperar algo bastante diferente.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.