Con el confinamiento, hay que entretenerse con lo que sea. Incluso si hace falta, uno se pone a ver Cats (¿recordáis Cats?). Fumado si es posible. Vamos, como lo ha hecho Seth Rogen, el conocido cómico, que ha acompañado su pase del delirio musical de Tom Hooper con consumo de marihuana y twitteando en directo sus reacciones.

«¿Se supone que tengo que saber qué es Jellicle? Lo han dicho como 200.000 veces y todavía no sé qué sucede». Su psicodélica experiencia fue acompañada de incredulidad ante las dimensiones de la película. Concretamente, del tamaño que se supone que tienen los gatos en la película: «La escala del set es 2,5 veces mayor, eso quiere decir que estos gatos pesan 27 kilos en la realidad. Estos gatos miden 60 centímetros en la vida real. ¡Eso es un gato gigante!».

También se percató de cuestiones importantes, como el hecho de que unos gatos llevasen pantalones y otros, sin embargo, no.

Entre la vorágine de comentarios, incluyendo menciones a Judi Dench o Ian McKellen, uno de sus fans no pudo evitar responder algo interesante: «Un amigo mío, productor de efectos especiales, fue contratado en noviembre para terminar los efectos en 400 fotogramas de [la película]. Todo su trabajo consistía en eliminar ojetes CGI que se habían puesto meses antes. Eso quiere decir que, en algún lado, hay un montaje de Cats con los ojetes». La respuesta de Seth Rogen no podía ser otra.

Gente ilustre como el director Rian Johnson ya se ha sumado a la petición.

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments