Este domingo se celebran finalmente los Premios Oscar 2021, los galardones que entrega la Academia de Artes y Ciencias Cinematográficas. Da la sensación de que la anterior gala, en la que se culminó un sorprendente y celebrado triunfo de Parásitos, fue hace mucho, mucho tiempo (y en realidad, ha pasado más de un año). Este último año de pandemia ha alterado bastante nuestra percepción del tiempo, pero también ha alterado el cine que hemos recibido.

Y aunque no parezca que hay tanto que celebrar, este año ha habido espacio para películas menos convencionales y más arriesgadas en los Oscar, e incluso versiones más interesantes del tipo de película esperable en estos premios. También son películas más pequeñas, con mucha menos atracción para el público, y eso puede perfectamente traducirse en la gala más intrascendente de todos sus años de historia. Quizá hasta ni apetezca hacer una porra de ganadores, pero si os animáis a jugar, os aconsejamos que os decantéis por estos nombres (aunque los buenos puedan ser realmente otros).

Mejores efectos visuales

  • Ganará: Tenet
  • Debería ganar: Cielo de medianoche

Normalmente suele haber cierta predilección por los efectos prácticos sobre los más digitales, y en eso tiene mucho que ganar la cinta de Christopher Nolan, que tiene un poco de todo pero todo está más planteado a nivel terrenal. Y las cosas como son, es un trabajo espectacular y también muy elaborado aunque no entre tanto en los ojos como una Interstellar. Con todo, el trabajo de la Cielo de Medianoche de George Clooney no sólo entra por los ojos y te quedas maravillado con él, es una cosa que desearías haber visto en sala de cine para que te explote la cabeza del todo.

Mejor diseño de producción

  • Ganará: Mank
  • Debería ganar: El padre

Una recreación de periodos históricos siempre tiene mucho ganado en esta categoría, especialmente si el trabajo es recrear un periodo concreto de Hollywood (sin ir más lejos, el año pasado ganó Érase una vez… en Hollywood). Parece difícil que este no sea uno de los (pocos) premios que se lleve la cinta de David Fincher, a pesar de que el trabajo en El padre sea justo el que debería ser reconocido por lo capital que es para la película en cuestión.

Mejor vestuario

  • Ganará: La madre del blues
  • Debería ganar: La madre del blues o Emma.

De nuevo suele ganar aquí los trabajos de época, especialmente de la época que trata de recrear Emma., aunque sus diseños tengan un toque de color más atrevido. Sin embargo, La madre del blues también cuenta con vestidos y trajes de época, muy llamativos y la película es de las más vistas por solape con las categorías de actuación. Parece hecho.

Mejor maquillaje y peluquería

  • Ganará: La madre del blues
  • Debería ganar: Emma. o Mank

Muy similar a la anterior categoría. De ganar la cinta de Netflix, habría un ganador español en el equipo (Sergio López-Rivera). Nada que reprochar, aunque es una pena que trabajos más sutiles como el de Mank, que no tira de elementos estrafalarios como cabría esperar, quede sin reconocimiento.

Mejor banda sonora

  • Ganará: Soul
  • Debería ganar: Soul o Mank (aunque en realidad Tenet)

Parece hecho para que nuestro querido Trent Reznor y su mano derecha Atticus Ross se lleven el gato al agua con su segundo galardón tras ganarlo por La red social. Si no es por la cinta de Pixar será por su nueva jugada con Fincher. Aunque es absolutamente terrible que no esté aquí el pepinazo de Ludwig Göransson para Tenet. O lo de Alexandre Desplat en Cielo de Medianoche.

Mejor sonido

  • Ganará: Sound of Metal
  • Debería ganar: Sound of Metal

El primer año en el que las dos categorías de Sonido se juntan en una sola para evitar tener que explicar la diferencia todos los años. Aunque el fabuloso trabajo de Sound of Metal es un buen ejemplo de cómo hacer una buena edición de sonido. O una lección de cómo usar el sonido en general para modificar el lenguaje de una película. Es tan fundamental que casi no cabe duda (a pesar de que el de Mank también es sobresaliente).

Mejor canción original

  • Ganará: ‘Husavik’, de Festival de la Canción de Eurovisión: La historia de Fire Saga
  • Debería ganar: ‘Husavik’, de Festival de la Canción de Eurovisión: La historia de Fire Saga

Otro de esos años donde la categoría es un poco whatever, así que mejor dárselo a la película que realmente usa las canciones con gracia. Aunque la canción en cuestión debería haber sido ‘Ja Ja Ding Dong‘. O incluso ‘Lion of Love’.

Mejor cortometraje animado

  • Ganará: Madriguera

Mejor cortometraje documental

  • Ganará: Una canción de amor para Latasha

Mejor cortometraje

  • Ganará: Dos completos desconocidos

No tengo demasiadas strong opinions en ninguna de estas categorías. Sí diré que el corto de Pixar está bien majo y tiene su gracia que algo protagonizado por Joey Bada$$ pueda ganar algo.

Mejor película de animación

  • Ganará: Soul
  • Debería ganar: Soul o Wolfwalkers

Con Soul  parece que se prolonga el reinado de Pixar en esta categoría, dado que hay no pocas opiniones asegurando que debería estar también en Mejor película. Estaría bonito que una propuesta tan pequeña y artesana como Wolfwalkers cambiara la tendencia, pero es que realmente han hecho una película mayúscula. Otra más.

Mejor documental

  • Ganará: Lo que el pulpo me enseñó
  • Debería ganar: Collective

Es un poco triste que no haya ninguno de los dos documentales de Apple, pero lo que realmente da que pensar es que algo como un señor pesao narrando cosas poco interesantes por encima de imágenes de pulpos (por los que siente una relación realmente perturbadora) realmente de ganas a alguien de darle un premio. Las imágenes de pulpos molan, eso sí. Pero qué pesao.

Mejor película internacional

  • Ganará: Otra ronda
  • Debería ganar: Otra ronda

Es realmente fascinante que alguien como Thomas Vinterberg haya pasado de inventar el Dogma a estar nominado a Mejor director en estos premios. Quizá sólo eso, además de la notoriedad que ha alcanzado la película, ya lleva a pensar que tiene el premio en el bolsillo.

Mejor montaje

  • Ganará: El juicio de los 7 de Chicago
  • Debería ganar: Nomadland

En este premio suelen ganar los montajes más estilosos y los que «más se ven», pero aquí se ha dado una interesante confluencia de películas con montajes que, precisamente, su mayor virtud es que no se ven. El más vistoso en esta categoría es el de la película de Aaron Sorkin, que ya ha ganado en el gremio de montadores, pero existe una alta probabilidad de que se vaya de vacío en un par de noches y Sound of Metal le adelante por la derecha.

Mejor fotografía

  • Ganará: Nomadland
  • Debería ganar: Nomadland

Hace unos meses parecía claro que el blanco y negro de Mank iba a ser rival a batir en esta categoría. También parecía que Mank iba a ser una principal dominante y que a Fincher le iban a dar el Oscar que merecía y le robaron en 2011, pero no es la historia que estamos viendo. Y en los últimos años ha habido especial coincidencia entre este premio y Mejor dirección, que ya os adelantamos que parece claro para Chlóe Zhao.

Mejor guion adaptado

  • Ganará: Nomadland
  • Debería ganar: El padre o Nomadland

No parece Nomadland una película especialmente brillante gracias a su guión, pero según ha ido comentando Zhao en entrevistas parece que ha ido con un guion bastante cerrado a la hora de rodar, y viendo la resonancia emocional que tiene la historia debería bastar para terminar triunfando. Aunque lo que hace Florian Zeller con su propia obra de teatro en El padre es realmente admirable.

Mejor guion original

  • Ganará: Una joven prometedora
  • Debería ganar: Una joven prometedora o Sound of Metal

Parece una posibilidad bastante real la de que Sorkin se vaya de vacío (o se lleve el gordo, más adelante lo explicamos), y eso implica la que parece su zona ideal que es la de guion. Pero el trabajo de Emerald Fennell está siendo especialmente aplaudido en esa área, así que parece difícil que lo pierda. Estaría guay ver a Derek Cianfrance llevándose un Oscar por Sound of Metal (en esta redacción lo tenemos en un pedestal, aunque por ciertos motivos).

Mejor actriz secundaria

  • Ganará: Youn Yuh-jung (Minari)
  • Debería ganar: Youn Yuh-jung (Minari)

Se ha terminado imponiendo la que al final ha sido la mejor arma de una película tan pequeña como Minari. Tanto la actriz como su personaje son el punto más brillante del relato de Lee Isaac Chung y ha consolidado su posición en las últimas semanas.

Mejor actor secundario

  • Ganará: Daniel Kaluuya (Judas y el mesías negro)
  • Debería ganar: Paul Raci (Sound of Metal)

Kaluuya tenía ya el mejor personaje de partida, uno de los líderes de las Panteras Negras con más carisma, y el actor presenta ese carisma y también una presencia física imponente que ayuda a dejar claro por qué su condición en el título. Ni siquiera tener a su co-protagonista en la misma categoría (de verdad que estos loles es por lo que uno sigue estás movidas) le puede erosionar una victoria clara. Una pena por Paul Raci, el único que interpreta a un personaje y no sortea el hacer una imitación, pero llegar hasta aquí ya es su premio.

Mejor actriz

  • Ganará: Viola Davis (La madre del blues)
  • Debería ganar: Carey Mulligan (Una joven prometedora)

Este es el premio más incógnita de toda la noche, porque casi todas las nominadas han ganado en alguno de los premios anteriores y nadie ha repetido y consolidado tracción. Y todas tienen argumentos a favor y en contra. Frances McDormand está sonando últimamente, pero ya lleva dos ganados y es una losa que le ha costado superar toda la carrera. Carey Mulligan parece una perfecta combinación de personaje icónico y momento adecuado en su carrera. Y Andra Day ha llegado bastante lejos para lo que parece una película mediocre.

Pero parece que la cosa va a terminar decantándose por Viola Davis. Tiene un personaje muy vistoso, y va frente a frente con el que será ganador seguro en Mejor actor, tiene la mejor exposición. Y ha ganado el premio del sindicato de actores, que parece el mejor indicador posible.

Mejor actor

  • Ganará: Chadwick Boseman (La madre del blues)
  • Debería ganar: Anthony Hopkins (El padre) o Riz Ahmed (Sound of Metal)

No se nos olvide, estos siguen siendo unos premios de industria, y a veces a la industria nada le entusiasma más que una buena historia. Y una muerte trágica vende demasiado una historia. Ya ha pasado antes: Peter Finch por Network, un mundo implacable, Heath Ledger por El caballero oscuro (me da igual lo icónica que sea el interpretación y el personaje, sabemos que fue por eso). Es imposible saber si Chadwick Boseman parecería algo tan seguro de seguir vivo, es posible que no (ni siquiera es la mejor interpretación suya de 2020). Es una lástima, porque lo que hace Hopkins es realmente especial, y Ahmed es una de las cosas que hace tan monumental su película.

Mejor director

  • Ganará: Chloé Zhao (Nomadland)
  • Debería ganar: Chloé Zhao (Nomadland)

Ha ido ganando en todos lados y se ha impuesto a alguien que lleva décadas mereciéndolo como es Fincher, parece realmente imposible que Zhao no culmine este espectacular recorrido con un último gran premio como directora, lo que la haría la segunda mujer en ganar el premio en toda la historia de los premios. Y el que no vea claro que lo tiene merecidísimo, ahí tiene la puerta, que cierre al salir.

Mejor película

Esto en realidad es más sencillo de lo que voy a hacer que parezca, pero vamos descartando en orden por darle más diversión a esto.

8. Sound of Metal: Es un claro ejemplo de sorpresa agradecida que ha llegado más lejos de lo que cabría pensar. Es casi un milagro, pensar que esta película se proyectó primero en el Festival de Toronto de 2019 antes de que la comprase Amazon.
7. El padre: Es una pena que dé la sensación de que haya llegado demasiado tarde. Sí, se estrenó en diciembre, que sigue siendo fecha buena en según qué casos, pero ha sido la última en llegar en streaming, lo que la ha hecho la última en ser comentada. Quizá un estreno en VOD antes hubiera cambiado la historia y habría consolidado el entusiasmo que está generando recientemente.
6. Mank: En el fondo esta podría haber sido el primer descarte, quizá me resisto porque seguirá teniendo mucho cariño por votantes más veteranos. O no. Realmente la gente no ha cogido cariño a esta película. No puedo decir que no lo entienda.

Siguiente tier, esta vez otros tres descartes más.

5. Judas y el mesías negro: Sube de escalafón por relevancia, al tratar la opresión de la ciudadanía negra en Estados Unidos y de forma poco velada la violencia policial. Aunque tampoco tiene mucha más presencia en otros lados, así que parece otro de los descartes claros.
4. Una joven prometedora: Es una de las que más tendría fácil de dar sorpresa precisamente por polarizante. La gente que le gusta termina muy entusiasmada con ella y la gente que no la odia a muerte. Eso otros años habría sido más garantía, pero va a tener muchos votos en altas posiciones.
3. Minari: Con la boca pequeña ha ido llegando poco a poco, partido a partido, desde Sundance hasta aquí. Si no tuviera otra película tan pequeña y tan «La vida» de principal competidora podría parecer algo más seguro, especialmente ahora que la violencia contra los asiáticos en América está siendo tan comentada. No voy a cerrar la puerta del todo, pero hay una clara candidata que le roba votos en su parcela.

Esto debería dejar una carrera a dos, que no lo va a ser tanto porque el ganador parece claro desde septiembre, lo cuál es rarísimo. Pero allá va.

  • Ganará: Nomadland
  • Debería ganar: Nomadland

Casi todo el mundo parece poner El juicio de los 7 de Chicago como la gran alternativa a la película de Zhao. No sé si hay un poco de buscar la película más opuesta posible, siendo esta lo más cerca a una película feel-good y tradicional de todas las nominadas. También ha ganado el premio principal en el sindicato de actores, donde no estuvo Nomadland (aunque más que nada porque el premio es de reparto, algo con lo que no cuenta realmente).

Pero me cuesta del todo creerlo, por el mero hecho de que la película no ha tenido ningún poso en público normal. Ninguna lo ha hecho, pero en su caso es especialmente destacado ya que parece la más apropiada para ello. Quizá sea cosa de cómo ha gestionado Netflix todas sus películas premiables para este año (o en general), pero desapareció de la conversación prontísimo.

Mientras tanto, Nomadland ha llegado a todos los sitios que tenía que llegar y más. Ganó en Venecia, ganó luego en Toronto y en otros festivales que este año han tenido que ser virtuales. La crítica la ha abrazado. Y luego en los premios ha ido arrasando en todos con la excepción del SAG (ya explicado). Y la única polemiquita que sale en su contra es sobre si trata de manera demasiado amable a Amazon (que, de verdad, es agotador buscarle el más mínimo problema moral a todas las películas que trascienden). Es muy probable que cualquier otro año normal esto no estuviera pasando, pero está bien que esté sucediendo porque es realmente la película más especial de todas las destacadas.

Artículo anterior‘Gold City’: seguimos desconcertados con lo nuevo de Iceage
Artículo siguiente‘Marin’s Dreams’: Beach House ponen la música a un cortometraje de una exposición artística

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.