Ya estamos de vuelta otro mes con más mandanga metalera de la buena. Quizá ahora se vuelva menos apropiada, ya que no hay género menos asociable al calor y el veranito que el metal (sobre todo el metal que suele predominar en la sección), pero a veces hay que nadar a contracorriente.

Bruxa Maria – The Maddening

Los londinenses sacan un segundo disco que vuelven a mostrar su buen gusto cruzando estilos y experimentando. Su ideal intersección entre post-hardcore, sludge metal y noise tiene el punch perfecto, mientras que sus ocurrencias les mantiene estimulantes y distinguibles. Hay grupo.

Ulcerate – Stare Into Death And Be Still

¿Cómo lo hacen los neazelandeses para, incluso dando la sensación de que siempre están haciendo el mismo disco, siempre les salga redondo? Quizá porque dejan la sensación de familiaridad aunque siempre estén haciendo progresar la fórmula hacia adelante. Reconozco que estaba escéptico de si su death metal técnico tan disonante me iba a seguir apeteciendo a estas alturas (y estas circunstancias), pero las dudas se disiparon en cuanto el disco empezó a sonar. Para cuando terminé, ya me estaba planteando si no estará entre sus mejores trabajos.

Black Curse – Endless Wound

Con una portada que ya apunta a ser una de las más destacadas del año (¿de las mejores? ¿de las peores? quién sabe), Endless Wound encierra en su interior una encendida colección de inflamable metal extremo que sí estará entre lo más destacado del género este año (lo más seguro entre lo mejor).

Kardashev – The Baring of Shadows

Sin hacer mucho ruido, y cuando pensábamos que ya teníamos superado todo aquello del djent, estos americanos sacan este EP donde encuentran nuevas e interesantes vías de expresión para su metal progresivo. De primeras ya te dan la bienvenida con una delicada y minuciosa combinación entre progresivo, post-rock y deathcore. Es un trabajo realmente remarcable que indica que aquí puede haber grupo.

Tithe  – Penance

Un disco un poco de palo, que cruza grindcore con otros palos de metal extremo, pero es tan divertido de escuchar que le perdonas todo. Si eliges mirarlo por encima del hombro, es tu problema.

Árstíðir Lífsins – Saga á tveim tungum II: Eigi fjǫll né firðir

Los islandeses sacan la segunda parte de su disco de 2019 que ya pusimos con mucho gusto en esta sección en su momento. Este disco se muestra más influenciado por el folk y la música tribal, pero siguen dejando ramalazos de black metal pagano muy reseñables. Si te quedas con ganas de más, han hecho también un EP muy apañado junto a Carpe Noctem.

Infant Island – Beneath

Una de las sorpresas más agradables que ha dado últimamente el screamo. La pasión por la atmósfera de esta banda de Virgina se puede confundir por una querencia por el post-rock muy propia de Envy, pero si se tiran de los hilos se pueden ver influencias de post-metal de primera ola, black metal y noise abrasivo. Una de las revelaciones más interesantes del año.

Old Man Gloom – Seminar VIII: Light of Meaning

Después de la liada padre montada con su último trabajo de estudio, donde acabaron lanzando por adelantado un disco diferente al que tenían anunciado, finalmente podemos escuchar Seminar VIII: Light of Meaning. Es Old Man Gloom puro y sin cortar, para lo bueno y para lo malo. Más errático y menos consistente que el disco de hace semanas, pero interesante igualmente, como siempre con esta banda (de pirados).

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments