William Crooks – Thunderbird

A medio camino entre el emo rap, el cloud rap y lo experimental, Thunderbird, el segundo disco que nos llega desde Boston de William Crooks, puede ser un buen momento para que empiece a colocarse en mayores puestos de trascendencia, puesto que contiene las once canciones más cambiantes de un artista del hip-hop en lo que llevamos de año.

Es el disco en el que te puede gustar el trap aunque de primeras te parezca un estilo aborrecible (‘Bag 2‘). Un disco que salta desde la agresividad trap-metal de ‘CRASHTHECAR‘ a los aires de psicodelia de ‘One (for Everything That Got Left Behind)‘, para darse una vuelta después por un hip-hop mainstream de ciencia ficción (‘Six‘) o por territorios más sombríos (‘Work‘, la fascinante y rotunda ‘Waves‘).

Tan pronto como empieza ya se ha ido: en 27 minutos, William Crooks me planta las únicas canciones que me han sorprendido por ahora del hip-hop 2020 y me obliga a volver a sus pasos anteriores (Waterboy y Grassfall, ambas mixtapes de 2019).

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments