«El arte es Yung Beef fumándose un canuto en plano fijo» es un de los titulares que te encuentras cuando buscas su nombre por Google, y por supuesto no faltará quien se lleve las manos a la cabeza por semejante titular. Narices, ya habrá quien lo habrá hecho al ver que le dedicamos un artículo aquí, pensando que estamos cometiendo una atrocidad al intentar justificar a alguien como Yung Beef y su valía artística.

Pero no lo voy a hacer. Primero porque no hace falta que alguien venga a justifica la valía artística de Yung Beef, ya la tiene, no necesita de mi aportación no solicitada para de repente estar legitimado. Ni de otros artistas, ya de paso. Segundo porque el que venga pidiendo explicaciones es justo quien menos se la merece. Básicamente porque parte con prejuicios que no voy a poder tumbar por mucho que exponga motivos razonados. Está bien, puede no gustarte. Tampoco le gustaba a tu madre lo que te escuchabas en el discman (y tampoco que llegases a casa apestando a porro, un poco de consideración con tu madre).

Yo a lo que iba: Qué gran concepto el «Cayendo parriba». Beef empieza melódico, pidiendo perdón al padre por los pecados, pero el colmillo vuela libre en la letra de ‘Ready pa morir‘. Con el impecable colchón que es la producción de Steve Lean, el rapero narra con sentimiento y con sentido su historia sobre las drogas, sobre la adicción y sobre cómo esta ha ido en ascenso justo con la subida de su fama.

Y justo cuando llega el clímax, parece que está levantándose del suelo. «Me estoy cayendo pa’rriba», rozando el cielo con los dedos. «La calle está mala, necesita medicación», ya nadie puede cazarle. La narración de YB está llena de golpes que duelen, su estribillo es una joya pop porque está libre de pose, de ataduras y de corazas. A calzón quitado, en una explosión en la que te notas transportado. Tú también estás cayendo parriba. Y Jota también.

(Jitazos inmortales es una serie sin final con las mejores canciones de la Historia según Hipersónica. Tiene su playlist.)

Artículo anterior10 canciones imprescindibles de The Rolling Stones
Artículo siguienteserpentwithfeet – DEACON

1 Comentario

  1. joder, realmente uno tiene que estar entrenado para aguantar el puto vocoder. Sera todo lo bueno que querais, como el whisky, pero joder la de veces que hay que escuchar esa mierda para que te acabe entrando por el oido.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.