Abrochaos los cinturones, Earthless van a despegar

Ya asoma por el horizonte, ya se vislumbra el momento cumbre del moderneo nacional. El Primavera Sound está a la vuelta de la esquina con su edición número 15, que se dice pronto. Como es habitual por estos lares, nos iremos preparando para dicho evento con nuestras mejores galas y también con unos cuantos artículos especiales para ir diseñando rutas para cada día del festival y también para ir repasando algunos de los nombres del cartel, tanto los de más relumbrón como, sobre todo, esos nombres escondidos que le dan color y vida al cartel y pueden convertirse en el concierto clave de su respectiva jornada.

Valga como ejemplo este post especializado en uno de esos nombres del roster de este año que no tienen letras grandes pero pueden dar una buena campanada a poco que cumplan lo que se espera de ellos. Este año en el festival vamos a poder disfrutar de muy buenos grupos en una gran variedad de disciplinas, incluyendo la psicodelia. Hoy ésta se torna protagonista en su vertiente más espacial y excesiva, donde los pedales de fuzz se pisan más fuerte y las drogas psicotrópicas inundan aún más el ambiente. Abrochaos los cinturones, que se avecinan curvas en forma de riffs circulares y mastodónticos.

Earthless, hasta el infinito y de vuelta al punto de origen

https://www.youtube.com/embed/v0zdIvUYpn0

Pocos tienen tan interiorizados el concepto de jam en su forma más acelerada que los estadounidenses Earthless. El trío de San Diego nació, vive y morirá por y para la improvisación, el riffeo libre y el despegar sin destino marcado, dejando que los instrumentos marquen el camino y nosotros seamos los que disfrutamos del paisaje. Las turbulencias van a ser constantes durante el trayecto, pero no os recomiendo buscar vuestros paracaídas para hacer parada de emergencia, porque os perderíais una experiencia totalmente alucinante.

Es normal que con tanta oscilación en el ritmo nos pueda dar la sensación de ir en círculos y que estamos volviendo una y otra vez al punto de origen. Sí y no. Earthless, como digo, no se marcan rumbo fijo, el espacio exterior es el límite y la atmósfera lisérgica que van dando forma con sus jams instrumentales a veces termina volviendo a donde partió, pero también vuelve a salirse de allí hacia una nueva dirección. Sus desarrollos no son estáticos, son puramente libres, además de contar con un enorme impacto sonoro brutal que nos deja lo suficientemente noqueados para alucinar desde el inicio hasta el fin con sus barrabasadas.

https://www.youtube.com/embed/WSkchOxNZZc?rel=0

Obviamente un grupo así, donde la libertad sonora de cada instrumentista se lleva a su máximo concepto o incluso más allá de su extremo, no es plato del gusto de todos. Habrá muchos, incluso los ya completamente abducidos por los tratados de la psicodelia, que no terminarán de comulgar con sus idas de pinza, sus excesos y su “no sabemos adónde queremos parar con ésto pero nos da igual”. Sonará reduccionista o incluso tópico, pero o haces click con la propuesta de Earthless o poco hay que hacer, no caben medias tintas de igual manera que no estamos ante un grupo que se preste a las medias tintas. O se hace todo a lo grande y desmelándose al máximo o no se hace.

Sobra decirlo, yo sí estoy hipnotizado por sus guitarras siderales, permito que ese bajo maree mi mente con su marcado ritmo y dejo que esa batería retumbe con enorme fuerza en mis tímpanos. Mi billete para este avión lleva tiempo comprada, os invito a venir, hay asientos libres para todos. Que os guste o no el viaje será algo que ni yo ni los propios Earthless podemos controlar, pero desde luego es un paisaje que merece la pena explorar y en el que perderse.

O desmelene máximo o nada

https://www.youtube.com/embed/-aVqVcZAiAc?rel=0

Quizá la mayor muestra de despliegue sonoro potente y aturdidor sea Rhythms From a Cosmic Sky (Tee Pee, 2007), su portentoso segundo disco con dos titánicas piezas de más de veinte minutos y un potente cover del ‘Cherry Red’ de Groundhogs para redondear el resultado. Pero la mayor muestra de lo tremendamente excesivos que pueden llegar a ponerse probablemente sea From the Ages (Tee Pee, 2013), su más reciente referencia donde a veces de tanto volar libremente se terminan enredando en su propia maraña espacial pero, qué duda cabe, sigue siendo un fantástico trabajo con varios momentos estelares que compensan sus tramos menos lúcidos.

Podemos esperar cualquier cosa de su directo. Bien que sea una actuación con subidas y bajadas que refleje fielmente su último trabajo o puede ser una experiencia noqueante y completamente alucinante que nos deje los ojos chiribitas. Desde luego merece la pena pasarse para comprobarlo en caso de que no tengáis nada más interesante que se os solape con la puesta en escena del trío de San Diego. Yo personalmente os recomiendo tener su nombre en cuenta a la hora de elaborar vuestros plannings.

El concierto de Earthless en el Primavera Sound

No lo han metido en un horario extremo como suelen hacer con propuestas tan particulares como la suya, tocarán a partir de las 00:05 en el escenario Adidas Originals, pero tampoco están en una franja idónea por los solapes. Bueno, mejor hablar de El Solape en su caso, porque les toca lidiar contra uno de los cabezas de cartel del festival, The Strokes (23:45, Primavera), así que ya sabéis que podéis perderoslos o disfrutar de pocas apreturas. Aunque también les toca competir contra unas buenas riot grrls como Babes in Toyland (23:45, ATP).

Especial Primavera Sund 2015

* Únete a la loca y macabra fiesta de Fumaça Preta

Anuncios