“Boards of Canada Tomorrow’s Harvest” src=”http://img.hipersonica.com/2013/09/boards-of-canada-tomorrows-harvest.jpg» class=”centro” />

Qué tiempo aquel en el que Boards of Canada te esperaban sin avisar detrás de una esquina y te freían a balas mientras bailabas al ritmo de cada impacto en la piel. Cuando ‘Telephasic Workshop’ era el Drill ‘n Bass que a mediados de los 90 Aphex Twin y Squarepusher estaban perfeccionando. Después llegó el marketing en el desierto y el esperado Tomorrow’s Harvest (2013, Warp) se convirtió en su ‘Gerry’.

Ocho años después de que publicasen el largo The Campfire Headphase (2005, Warp), y siete de su EP Trans Canada Highway (2006, Warp), tener una noticia de Michael Sandison y Marcus Eoin era digno de una fiesta. Hay que entendernos a los fans de la electrónica. No tenemos grandes mitos a los que adorar, somos más de pelotazos que luego desaparecen, de productores solitarios perdidos en su ego tras un éxito fulgurante, de buscar siempre la renovación en cualquier subsuelo para mañana ni acordarnos de aquella tapa de alcantarilla. No podemos evitarlo. Ese ruido blanco que no dice nada puede ser oro. Todo se resume en la lata de mierda de Piero Manzoni.

No estamos acostumbrados a que un dúo se marque una carrera longeva de más de 20 años y casi todos sus álbumes sean muy buenos. Boards of Canada son esa excepción. Y encima de la edad dorada de la IDM en los 90. El contexto es el contexto y nos perdemos en él. Queremos creer, crearnos nuestros mitos y luego adorarlos después de meterlos en la cama y taparlos con la mantita. Si a ese contexto encima le cubres con una de las mejores campañas de marketing en música de los últimos años Tomorrow’s Harvest se convierte en el nuevo cielo.

La pareja firma su cuarto trabajo al que han dedicado siete años de grabaciones. Lo sorprendente es que sigue sonando como si fuese un conjunto de maquetas unidas. Pequeñas piezas sueltas que si bien buscan meterte en el ambiente y crear las sensaciones que les valieron todo tipo de elogios previos a mí me generan más despertares molestos que el modo posponer cinco minutos de una alarma de un móvil.

No percibo ese mensaje que tantos han ensalzado sin rechistar. Todos los medios, al unísono. Para un disco de Ambient e IDM que a priori debería de generar más discrepancias que el tiki taka del Barcelona (con o sin récord de victorias). Para otros las columnas sesudas sobre este tema, yo directamente paso página y no me creo ningún criterio unificado.

https://www.youtube.com/watch?v=11SzQHWlDiE

Lo que más me recuerda Tomorrow’s Harvest es a ‘Gerry’. Encima llegué a la película de la misma forma que llego a este trabajo. Después de ver ‘Elephant’ y ‘Last Days’ me vi la primera parte de esta trilogía de Gus Van Sant sobre la muerte la cual me estaba gustando. La travesía por el desierto de Casey Affleck y de Matt Damon es uno de los timos cinéfilos que no olvidaré. 103 minutos de hastío viendo que allí no pasaba nada. El cuadro blanco del museo contemporáneo. La performance vacía del artista intocable. La venta de la profundidad de la nada que solo logran ver los entendidos que hasta hace dos días desconocían si Van Sant era con con be o con uve.

Boards of Canada tienen a su favor la recuperación del sonido de los 70 como algunos de los artistas del catálogo de Not Not Fun y tantos otros actuales. Parte de ese híbrido del Disco más troceado que derivaría en los juegos del Techno de Jeff Mills por las galaxias, pasando antes por Kraftwerk como cabecillas y con Model 500 como sabio heredero. De esa librería musical a estas caminatas en el desierto de Boards of Canada yo me quedo seco y con ganas de tomar un trago. Vuelve la versión suave del Downtempo menos atractivo. Mientras unos sí logran transmitir ese viaje buscado Tomorrow’s Harvest crea silencios, paradas en oasis ficticios que no llegan a buen puerto y la sensación de estar ante un recopilatorio sacado de un cajón en comparación a la época dorada del dúo.

Más en Hipersónica | Trentemøller — Lost: nunca alguien perdido estuvo más orientado
Más en Hipersónica | Factory Floor — Factory Floor: cajas de ritmo orgásmicas

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments