Cinco versiones de Tool para celebrar su inminente entrada en el estudio

Mi compañero Gallego lo decía ayer: se acabaron las tonterías: Tool empiezan a grabar su nuevo disco este verano. Y tiene razón. Que una banda como Tool se ponga manos a la obra es una magnífica noticia. He pensado que igual estaría bien celebrarlo rescatando unas cuantas versiones de sus temas. Cinco, concretamente.

Mucha gente puede considerar que Tool es un grupo extraño y que su música no es apta para todos los públicos. En realidad sus temas, como los de prácticamente cualquier banda, pueden llegar a ser del gusto de una amplia mayoría si son simplificados al máximo. Si la base de un tema es buena funcionará con una acústica y una voz. Seguro.

Algunas de estas versiones son un claro ejemplo de esto. Basta con extraer el alma de cada tema y darle un nuevo envoltorio, un vestido mucho más sencillo que cualquier oído sea capaz de absorber sin demasiado problemas. Un piano, una guitarra acústica acompañada de una voz… Pero sí, es cierto, Tool suele revestir sus composiciones con una buena capa de excentricidad.

¿Cómo interpretan algunos sus temas? ¿Cómo pueden llegar a entenderse estas composiciones fuera de la propia banda? ¿Puede servir esto para que los que todavía no conocen a Tool se acerquen a su universo? Es posible. Yo dejo las versiones aquí, todas diferentes y todas por una razón, y ya me contáis.

‘Vicarious’. Con un piano es suficiente

‘Ænima’ en acústico por Ben Burnley de Breaking Benjamin

‘Eulogy’ con piano y voz femenina

‘Stinkfist’ con una acústica y al lado de una ventana

‘Parabola’ interpretada a la batería por Meytal Cohen

Mola porque permite ver de cerca cómo se toca la batería de tal o cual tema. No es exactamente una versión, pero un tema como ‘Parabola’ (segundo single del álbum Lateralus), merece esto y más.

Más en Hipersónica | Tool interpretados al estilo de la música clásica japonesa superan lo épico

Anuncios