El conglomerado bancario Citigroup se ha hecho con el grupo EMI, una vez que la sociedad de capital riesgo Terra Firma, dirigida por Guy Hands, no ha podido hacer frente a una deuda de 4.000 millones de euros. Esto implica que los sellos EMI, Capitol, Virgin, Blue Note, Astralwerks, y lo que es lo mismo, los destinos de Coldplay, The Beatles, Rihanna o Kylie Minogue vuelven a estar en las manos de la banca.

Malos tiempos para la lírica, pues Citigroup no ve en EMI más que a un marrón del que intentará desembarazarse en lo que canta un gallo, aunque ha prometido no desprenderse del grupo en seis meses. De hecho, el presidente de Warner Records, Edgar Bronfan Jr., heredero de la corporación de bebidas canadiense Seagram y un pésimo hombre de negocios, ya tiene como objetivo el hacerse con EMI.

Pero no vamos a adelantar acontecimientos, Citigroup no hará cambios en la dirección de EMI y para tapar agujeros le ha traspasado 350 millones de euros, que se irán poco más que en pagar sueldos y royalties. ¿Salvarán el año a la discográfica los buenos de Coldplay con su nuevo disco que sale en mayo?

Vía | Pitchfork
Más en Hipersónica | EMI podría desaparecer tras unas pérdidas de 2.000 millones

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments