6 años hace ya desde que los pirados de Iowa pusieron en la calle All Hope Is Gone. Lógicamente no tenían planeado que el lapso se alargase tanto, pero los acontecimientos han convertido la edición del quinto disco de Slipknot en una especie de Chinese Democracy de este nuevo siglo. La muerte de Paul Gray y el abandono de Joey Jordison (junto al rosario de proyectos paralelos) son dos obstáculos ante los cuales otra banda habría arrojado la toalla, sin embargo los otrora ases del numetal han mostrado una fortaleza envidiable, siendo esta la tercera ocasión en la que parecen ponerse en marcha para dar un sucesor a su disco de 2008.

Bueno, más bien debería decir que ya llevan puestos en marcha unos meses si atendemos a lo afirmado por Corey Taylor en una reciente entrevista. Al parecer el disco ya está grabado y solo queda pendiente el trabajo de mezcla y fabricación. Lógicamente no ha adelantado aún detalles estadísticos al respecto del álbum ni ha confirmado quién ha sido el encargado de ponerse a la batería para la ocasión, pero nos pide estemos atentos pues en breve tendremos toda la información ante nuestros ojos. Éstas son sus palabras textuales:

El disco está listo. Sí. Diría acabado a un 98%. Estoy en la etapa de revisar el trabajo en el estudio, de ver si es necesario algún retoque. Pero sí, está muy cerca. La siguiente parada es la mezcla, y vamos a intentar tenerla muy pronto. Lo anunciaremos ya mismo. Grandes cosas que oír muy pronto. Es lo único que puedo decir de momento. Tenemos que ser cuidadosos con el plan. Vamos a ir despacio, pero estoy seguro de que más de uno perderá la cabeza en cuanto escuche lo que filtremos dentro de un par de meses.

Siento algo raro al respecto de este disco. Obviamente es el primer álbum en el que trabajamos sin Paul. Después de todo por lo que hemos pasado, la catarsis llega con esto, siendo capaces de expulsar toda la emoción y agresividad que tenemos dentro. Al mismo tiempo, hemos vuelto a ser creativos de nuevo. Siento que la magia vuelve a nosotros. A sido una experiencia muy positiva desde un punto de vista artístico y desde un punto de vista lírico. Estamos haciendo un álbum que no es un reflejo de nada. Es algo muy visceral con la emoción de estar tocando e intentando contar la historia de la banda a través del infierno, logrando regresar por fin. Es algo muy gratificante.

A pesar de no guardar demasiada simpatía por todo lo que rodeó a ese inframundo que es el numetal, guardo bastante cariño (si puede utilizarse el término) a una banda como Slipknot. Lógicamente ha llovido mucho desde que los de Iowa conectaron con mi generación gracias a himnos como ‘Surfacing’ o ‘People=Shit’, pero aún siento curiosidad por saber hasta donde llegarán los estadounidenses en ese torrente de excesos que es su música. Veremos con qué vienen en esta ocasión, si es que finalmente no vuelven a tener que echar el freno de mano.

Vía | Metal Storm

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments