Puede que lo parezca, pero lo de Devin Townsend no es adicción al trabajo aunque medie en su condición cierto desorden psiquiátrico. No hay perspectiva de momento de que el canadiense nos vaya a obsequiar de nuevo con cinco álbumes en un trienio, como sucedió entre 2009 y 2012, pero los dos que ya tiene en camino (y que pueden ser lanzados simultáneamente aunque bajo marcas distintas), vuelven a constatar que no hay mejor tratamiento para su bipolaridad que el tenerlo ocupado en el estudio.

Fruto su famosa condición bipolar es la alternancia entre proyectos agresivos y otros más calmados e introspectivos, apoyándose unos en otros y dando forma a un todo, a una de las personalidades más atractivas del panorama musical actual. De hecho así sucedió en la tetralogía conformada por Ki, Addicted, Deconstruction y Ghost y, de forma concentrada, también se reprodujo en Epicloud, última placa en estudio del canadiense y la cual nos dejó maravillados a todos.

Para este 2014 vuelve a repetirse la jugada, siendo uno de los lanzamientos la esperada segunda parte de esa locura lanzada bajo el nombre de Ziltoid de Omniscient, y el otro un aparentemente reposado ejercicio de Country/Western lanzado bajo el título de Casualties of Cool, álbum además en el que, al parecer, lleva trabajando bastante tiempo el autor, especulándose además con la posibilidad de que incluya en la placa la segunda parte del acústico y ensoñador Ghost.

Según apunta el propio Devin Townsend en sus perfiles en redes sociales, el próximo mes de mayo dará inicio a la grabación del primero de estos álbumes, ya que, al parecer, la grabación del segundo ya ha sido finalizada. Poca prenda ha soltado al respecto de la segunda parte de Ziltoid más allá de que tiene compuestas más de ¡setenta! canciones y que lanzará una novela gráfica narrando las vivencias del divertido alienígena, mientras que en el caso de Casualties of Cool el haber abierto una campaña de crowdfunding para obtener financiación le ha movido a comunicar parte de los avances, como que ya tiene finalizada la edición del segundo CD de la placa o de que ya tiene en sus manos el diseño del artwork y booklet de la edición en vinilo. Y sí, reconociendo el propio Devin que el dinero sobrante en la edición de Casualties of Cool irá directamente a la grabación y edición de Z2.

En cualquier caso toca permanecer muy atentos a todo lo que Devin Townsend nos tiene preparado de cara a 2014. Yo personalmente le tengo bastante ganas a Casualties of Cool y esa historia Western que parece va a ofrecernos. Y no quiero decir nada al respecto de la futura gira, la cual apunta va a seguir la línea de lo recogido en el DVD The Retinal Circus.

Os iremos contando.

Vía | Twitter

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments