Creo que el objetivo era coger originales y únicos títulos, canciones como ‘The Storm’, ‘Heretic’ o ‘Kristi’, que fueron puestos como caras B de singles, en lanzamientos internacionales, en bandas sonoras de películas o en otros recopilatorios a lo largo de los años y es como ‘¿Por qué no coleccionarlas todas y ponerlas en un disco de Soundgarden?’. Y ese ha sido un objetivo y un deseo desde mediados de los noventa porque hemos producido tantas canciones que eran como cabos sueltos, sólo en algún álbum, en algún lado de Europa o Australia o en alguna banda sonora de la que quizás tenga una copia y he pensado en que la mayoría de fans que no tendrían el tiempo o los recursos para buscarlas. Así que nuestra meta era ponerlas todas en un mismo lugar. (Kim Thayil).

No negaré que los recopilatorios me suelen dar bastante pereza como norma general, pero supongo que los coleccionistas más ansiosos les gusta que alguna banda recopile ese material antiguo, sobre todo cuando éste es muy difícil de encontrar por esta en la otra cara de un single sacado en Kazajstan o por formar solo parte de la banda sonora de una peli indie yugoslava.

Echo of Miles, un caramelo para los más fans y una buena ocasión para muchos para catar piezas que de otro modo nunca descubrirían

Soundgarden han visto ahí una vía para poder seguir en el candelero tras su regreso con King Animal (Seven Four, 2012) y mientras aún están meditando cómo será su próximo álbum (y hacer algo de caja, que nunca viene mal). Aprovechando todas esas canciones desperdigadas en lanzamientos sueltos o bandas sonoras le han dado forma a este Echo of Miles: Scattered Tracks Across the Path (A&M, 2014), un caramelo para los más fans y una buena ocasión para muchos para catar piezas que de otro modo nunca descubrirían. Tres discos que recogen rarezas, caras B, piezas en directo y covers (de estos últimos hay hasta un disco entero). Comprendo que para cualquiera resulta demasiado material para atreverse a meterse este trabajo entre pecho y espalda, por eso aquí recopilo trece de las canciones más destacables y que merece la pena escuchar, a menos que seas muy fan de los de Seattle porque entonces probablemente ya las habrás escuchado.

Sub Pop Rock City

Allá por 1988, Sub Pop sacó un recopilatorio con varios temas de cada una de las bandas de su joven rooster, varias de ellas de las más influyentes de la década posterior. De aquel Sub Pop 200, Soundgarden aportaron este ‘Sub Pop Rock City’ que nos muestra una banda joven, descarada, con un sonido aún por definir pero con mucha pegada. El punk es quien más peso tiene en la mezcla de sonidos, pero la habilidad de hacer estribillos memorables ya estaba por ahí en sus comienzos y aquí está la prueba.

HIV Baby

Rescatado de la cara B del single ‘Room a Thousand Years Wide’, tema proveniente de su mítico Badmotorfinger (A&M, 1991). Mientras que en el tema principal la composición se la repartieron Matt Cameron y Kim Thayil, en esta pieza son los otros dos miembros, Ben Shepherd y Chris Cornell, quienes paren este pepinazo. Sin duda tiene ese espíritu propio del disco, por lo que no es de extrañar que haya salido de aquellas sesiones de composición. De hecho, no hubiera desentonado nada en el disco de no ser porque ya había suficientes tema(zo)s ya. Aquí cada miembro luce su maestría con su respectivo instrumento, sobre todo en una recta final de vértigo.

Cold Bitch

Nueva cara B de un single tremendo, esta vez el single era un himno como ‘Spoonman’ de un disco no menos inmortal como es Superunknown (A&M, 1994). ‘Cold Bitch’ se podía encontrar tanto en los singles en CD y vinilo distribuidos por Europa como en los CDs vendidos en Australia o Canadá. Instrumentalmente el grupo muestra más músculo y densidad en los ritmos, pero con un sonido 100% Soundgarden y un Chris Cornell soberbio vocalmente.

Birth Ritual

Singles es conocida por ser la película del Seattle de los noventa, o en resumidas cuentas del espíritu grunge. A pesar de excepciones como The Smashing Pumpkins u otros músicos de Seattle como Jimi Hendrix, casi todas las canciones de su banda sonora pertenecían a grupos de dicho género. Chris Cornell llega a aparecer dos veces, una en solitario con ‘Seasons’ y otra con el resto de la banda brindado este crudo y duro ‘Birth Ritual’. Drogas y muerte articulan un tema afilado cual cuchillo y rabioso como el propio Cornell en la voz.

She Likes Surprises

Al principio del lanzamiento de Superunknown, solo los que vivían fuera de Estados Unidos tenían el placer de disfrutar de ‘She Likes Surprises’, el bonus track incluido en las versiones internacionales del disco. No soy muy de bonus track, pero siendo sincero nunca he podido concebir este disco sin que estuviera este tema, que colocaría entre mis preferidos de dicho álbum. Nuestra mente se deja llevar por la guitarra de Thayil hasta que el grupo nos golpea con fuerza en un poderoso y magnífico estribillo. Para qué darle más vueltas, es un temón.

Kyle Petty, Son Of Richard

Sin cambiar de disco volvemos a encontrar una cara B de uno de sus singles, concretamente de ‘Fell on Black Days’, aunque la pieza compuesta por el tándem de Cornell y Thayil estaba reservada para los CDs europeos y australianos. Una canción más oscura instrumentalmente, casi como una ‘Outshined’ pasada por el tamiz del disco que nos ocupa. Sobra decir que funciona estupendamente.

Live to Rise

Aquí me voy a llevar unas cuantas pedradas, pero a mí no me dejó tan mal sabor de boca este ‘Live to Rise’ que supuso el regreso de Soundgarden con un nuevo tema tras mucho tiempo. Vale, tiene clara vocación comercial, cosa entendible al ser uno de los temas principales de la BSO de Los Vengadores, el riff molón del inicio que tanto recuerda a Audioslave se queda en los primeros segundos y al estribillo le falta fuerza. Le podemos poner todas las pegas que queráis, pero lo siento, para mí es un Sí claro. Y el solo de guitarra parte cabezas.

Kristi

De este primer disco encontramos dos temas que nunca habían sido lanzados previamente. Ambos han sido adelantos para este recopilatorio, y ya dije en su momento que la que más me había convencido era ‘Kristi’. Me desarrollaría más en los porqués, pero creo ese aire blacksabbathero y su hipnótico riff son motivos más que suficientes para colarlo en mi selección ideal de este Echo of Miles.

Storm

Otro de los temas inéditos hasta el momento incluidos en el primer CD, también adelantado y sacado de su primera demo antes de la llegada de Matt Cameron como batería. De hecho, para más inri, el grupo la regrabó para la ocasión y eliminó el “the” de su título para dejarlo solo en ‘Storm’. Ya se discutieron esos toques post-punk, con algo de lisergia en sus venas, y resultan bastante sorprendentes. Son unos Soundgarden casi embrionarios, pero convincentes, sin duda.

Into The Void (Sealth)

Pasando ya al disco de versiones, verdaderamente algunas no pasan de una mera interpretación correcta del tema, pero hay algunos que tienen tanta energía que tenían que figurar sí o sí. De hecho, este tema del icónico Master of Reality era indispensable. ¿Qué sería de Soundgarden sin Black Sabbath? Difícil de decir. Y a pesar de que no guarda mayores diferencias con la original, el grupo triunfa. Perdemos a Iommi por Thayil, pero ganamos a Cornell por Osbourne. De las mejores versiones del EP Satanoscillatemymetallicsonatas.

Can You See Me?

En los orígenes del grupo hay que mencionar cuando fueron una banda de versiones, llamándose The Shemps, tocando temas de bandas clásicas, entre ellas un icono de su misma ciudad como era Jimi Hendrix. Por eso no es de extrañar que en una de las caras B del single ‘Outshined’ versionaran esta pieza de este excelso guitarrista. Ni que decir tiene que la interpretación del grupo es contundente y sólida como una roca.

Search and Destroy

Recogiendo varias actuaciones en vivo de la gira de presentación de Down on the Upside (A&M, 1996) se dió forma al álbum en directo Live on I-5 (A&M, 2011), incluyendo también algunas de las versiones que tocaron como esta mítica canción de Iggy Pop y sus Stooges. Es un tema que ya por sí solo es todo un chute de adrenalina y muy malo hay que ser para que no sea igual tocado por otros. Soundgarden tenían sobradas aptitudes para bordar un tema como este y aquí lo demuestran.

The Telephantasm

Del tercer disco prefiero rescatar poco porque entre experimentaciones difíciles de digerir y bizarros mix poco puede rescatar uno que no empañe esta selección. Pero entre diversas jams encontramos oro en esta ‘The Telephantasm’ que ya encontramos en aquel grandes éxitos titulado Telephantasm (A&M, 2010) y que además fue single. Esta composición de Thayil de los tiempos del Screaming Life (Sub Pop, 1987) nos anima a agitar bien la cabeza con riffs de alucine, Cameron saliéndose con su batería y Cornell dejado detalles de calidad con su voz.

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments