Pocos pueden relatar de primera mano lo que fue aquel primer periodo de Metallica con Dave Mustaine todavía en el grupo. El primer guitarrista del grupo fue fundamental para sustentar su reputación y propagarla de boca en boca, pero se llegó a un punto donde su carácter convulso y su adicción al alcohol resultaron un problema imposible de pasar por alto.

Así, Mustaine fue expulsado del grupo, formó Megadeth, y Metallica contrataron a Kirk Hammett, por entonces guitarrista de Exodus, y el resto es historia. Pero quedan testigos como Scott Ian, de Anthrax, que todavía recuerdan cómo Metallica era el grupo con Mustaine como guitarrista. En un círculo tan pequeño, todos se conocían y, como ha recordado Ian, era fácil ver los problemas.

Todos bebían, pero Dave bebía más que ellos y la diferencia con Dave era que, de lo que recuerdo de aquel entonces porque estábamos todos allí todo el tiempo y quedábamos con ellos, era que ellos se emborrachaban y era siempre divertido. Dave era del tipo no-divertido cuando se ponía muy borracho. Quiero decir, todos conocemos a alguien así.

Y creo que básicamente ese fue el comienzo del fin. Metallica estaban viviendo juntos en el local de estudio, y estaban muy cerca todo el tiempo, y creo que se dieron cuenta. ‘¿Cómo demonios vamos a seguir haciendo esto y seguir adelante si estamos constantemente preocupándonos sobre esto?’.

Ian también recuerda que, al principio, no se lo creyó del todo cuando le dijeron que habían echado al guitarrista del grupo.

Cliff Burton estaba fuera del estudio fumando. Le dije ‘Hey, tío, ¿qué pasa?’. Y él me dijo ‘No mucho. Hemos echado a Mustaine. Está en un autobús, de vuelta a San Francisco’. Y yo le dije ‘Venga ya’. Él me dijo ‘No, va en serio. Tenemos a alguien ya de camino. Ve arriba y pregúntale a James [Hetfield]’.

Así que subo a la habitación. Están divirtiéndose en la sala. No veo a Dave. Y les digo ‘¿Qué sucede? Cliff me ha dicho que habéis echado a Dave’ Y Lars [Ulrich] me dice ‘Lo hemos hecho. Esta mañana. Le hemos metido en un autobús. Debe de llevar cinco horas de camino a California’.

Yo les dije ‘¿Qué? ¿Qué? ¿Qué vais a hacer ahora?’. Me respondieron ‘Tenemos a este tío que conocemos que viene de Exodus. Viene aquí mañana’.

“Él lo era todo”

La gente no sabe eso, pero él era el frontman del grupo. James no era James todavía. Cuando conocí a James, bebia y cambiaba, pero era un tipo tímido y callado. Dave era el bocazas. Dave era el tío. Él era el frontman, al cien por cien… Él era la actitud, él era la personalidad, lo era todo. 

Y yo dije ‘¿Pensáis que esta es la idea correcta?’. Me respondieron ‘Teníamos que hacerlo. Ya no podíamos aguantarlo más. Nos metía en problemas.

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments