Erykah Badu lleva activa la friolera de veinte años y nunca ha dejado de ser, en mayor o menor medida, un referente de la música negra en general y del soul en particular. Recuerdo cuando la escuché por primera vez en aquella colaboración con The Roots que todavía se conserva entre uno de mis temas favoritos, cómo me fascinó lo particular de esa voz delicada, mínima pero tremendamente expresiva. Se puede acusar de muchas cosas a esta mujer, pero desde luego no saber transmitir lo que piensa no es una de ellas.

New Amerykah Part Two (Return of the Ankh) es su quinto álbum, y a pesar de que ya tiene un año largo — se publicó en marzo de 2010 -, todavía está exprimiéndole todo el jugo en forma de singles. El cuarto es este ‘Out My Mind, Just In Time’, uno de los mejores cortes del tracklist, una oda en clave de jazz a las relaciones imposibles con una letra cargada de ingenio a la que acompaña un piano solitario como mandan los cánones hasta que un par de cuerdas solitarias se le unen.

El vídeo va como anillo al dedo. Erykah Badu ha acertado de pleno tanto en la elección de la canción como en la grabación del videoclip, un blanco y negro minimalista donde, sin cortes, sin cambios de plano, sin vestuario ostentoso y sin escenografías imposibles, traduce a su cuerpo todas y cada una de las sensaciones contenidas en la música. Y es que hay veces que no hace falta reinventar la Odisea para ser genial.

Vídeo | Vimeo
Vía | Idolator

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments