Sin ningún ánimo de polémica, hace mucho que deje de escuchar con cariño los discos de Sigur Ros. Y es precisamente por cosas como la que se ven en Gitardjamm, el primer clip que se extrae de su disco-película Heima.

Porque, aunque disfrazado de otras cosas, lo que los islandeses ofrecen no es más que New Age. Y a mí ése es un estilo que nunca me ha emocionado, que siempre me ha parecido frío y cubierto de una pátina de intelectualidad demasiado excesiva para las supuestas cualidades emocionales que sus defensores proclaman.

Me temo que ésta ya es, para mí, batalla perdida. Y se acentúa la sensación de que, escuchadas Staralfur y Svefn-g-Englar (sobre todo, esta última), para ellos ya quedó todo dicho.

Vídeo | Spinner

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments