Equilibro inestable en el fondo es un resumen de mi vida y representa ese viaje que va desde lo que significa vivir instalado en los extremos, que siempre es algo maravilloso, o la bulla total, o el exceso total, o la acción absoluta, cosas que son muy inspiradoras a la hora de escribir pero a la hora de la vida cotidiana no ayudan en nada, son espeluznantes.

Igor Paskual nos contaba esto a propósito de una pregunta sobre la razón del título de su disco de debut, Equilibrio inestable, publicado en asociación con PopUp Música el año pasado y que supuso su bautismo defendiendo sus propias canciones con su nombre. Y en ese equilibrio inestable parece que se encuentra en estos momentos tras declinar la invitación de Loquillo para acompañarle en Su nombre era el de todas las mujeres, un proyecto basado en poemas de Luis Alberto de Cuenca.

Probando nuevo repertorio

No me extraña nada que el asturiano no quisiera involucrarse en el peor disco de la carrera del Loco y que puede que esto le haya costado su salidad de su banda, ojalá no, porque quien más perdería sería el cantante barcelonés. Ayer Igor Paskual estuvo en Gijón probando los nuevos temas que ya tiene listos para un próximo álbum que confesó que quiere ponerse a grabar enseguida.

En una conversación previa al recital me confesó que estaba muy ilusionado con su carrera y que seguía en la banda de Loquillo, al menos de palabra, y que ya no estaba en el proyecto en el que había estado trabajando con Sabino Méndez y Loquillo, un rollo cincuentas con un toque glam cuyas maquetas estaban grabadas y en el que Warner había apostado.

Paskual se presentó en el pequeñísimo escenario guitarra en mano y, tal y como me había dicho minutos antes, presentó un montón de temas nuevos, algunos con vocación de hit, perfectamente defendibles en formato acústico. El compositor lleva mucho tiempo, desde la época de Babylon Chât, en plena explosión indie en los 90, demostrando su talento y mucho de eso lo tienen esos nuevos temas que nos presentó.

Antes de subirse al escenario confesó que estaba nervioso y que no sabía como saldrían esas nuevas canciones, pero ni se equivocó en las letras ni perdió el ritmo en ninguna de ellas. Esos nuevos cortes, los títulos son aproximados: ‘Al otro lado del amanecer’, ‘Tú y yo’, ‘Poemas’, ‘Casanova’, ‘El cielo es poco acogedor’, la balada ‘Sin miedo’, un temazo sin duda alguna, la ranchera ‘Dos cosas tiene la vida’, o la tremenda ‘Mi Waterloo’, nos dejan muy esperanzados sobre su futuro.

Y en el segundo bloque del concierto sorprendió con unas pizpiretas versiones de ‘Long Slow Goodbye’ de QOTSA, ‘I Want You To Want Me’ de Cheap Trick o ‘Sunny Afternoon’ de The Kinks, intercalados con los grandes éxitos como ‘Tierra firme’, ‘Música para traicionar’, ‘San Valentín’, ‘Chica de gama alta’, cuyo clip veíamos en una de las televisiones del bar, ‘El último brindis’ o ‘Bebemos’, cuyo vídeo, el que participan Jorge Ilegal y Nacho Vegas, se estrena este próximo lunes. Igor Paskual: un grande del rock & roll estatal.

Sitio oficial | Igor Paskual
Fotografías | Víctor R. Villar en Flickr
Más en Hipersónica | Igor Paskual + Stormy Mondays en concierto en Oviedo (Internet Meeting Point, 08–10–2011): soy el peor blogger del mundo, Igor Paskual — Equilibrio inestable: un buen comienzo, Entrevista a Igor Paskual: Equilibrio inestable es un resumen de mi vida

 

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments