Indian — From All Purity

Creo sinceramente que pocos géneros musicales han permitido desatar sentimientos de desesperación, agresividad y aniquilación de la manera tan acertada como se ha hecho en el Metal. El cómo una guitarra pesada y distorsionada acompañado de una orquesta destructiva y unas voces infernales reflejan con exactitud la agonía y la misantropía de nuestro interior. En definitiva, lo más podrido de nuestro ser.

Dentro del mismo Metal podemos encontrar cierta clase de grupos que abordan el terror sin ningún tipo de pose. Que no hacen prisioneros y que buscan destruir nuestras mentes con fiereza. Una escucha a uno de sus discos antes de disponerse a irse a la cama asegura terribles pesadillas que te impedirán conciliar el sueño. Es el caso de los Amenra, Rorcal, Meshuggah, Terra Tenebrosa o Celeste, a los que ahora hay que sumar los chicagüenses Indian.

Indian, agonía incesante y violencia extrema

La andadura de Indian ha ido a paso lento, pero imparable cual apisonadora. Un camino que les ha llevado a alcanzar la cima en su quinto disco de estudio, de nombre From All Purity. Una vez consolidada la formación completada por Will Lindsay (ex de grupos como Wolves In The Throne Room), las ideas han fluido con mayor brillantez y eso se palpa en cada momento del álbum, desde las inmensas guitarras pasando por la destructiva batería y la afilada voz de Lindsay.

Estamos ante una auténtica oda a la esquizofrenia, a la locura, a la misantropía en forma puñetazos sonoros donde el esqueleto es el Doom Metal, pero también se cruzan el Sludge, el Black en ocasiones (sobre todo en las voces) o hasta el Noise y el Drone, elementos menos metaleros pero que muchas veces han ido ligados. Todo se conjuga y se complementa para un objetivo: sacudir puñetazos en forma de sonido para destrozar sin cesar el cerebro del oyente. Un sonido angustioso y asfixiante, pero que aun así me encanta.

El placer de destrozar tu cráneo con puñetazos en forma de decibelios

http://bandcamp.com/EmbeddedPlayer/album=1987751935/size=large/bgcol=333333/linkcol=e99708/tracklist=false/artwork=small/t=1/transparent=true/

Indian han conseguido con su disco que disfrute como un loco de sus hostias en forma de decibelios, de que goce de lo lindo headbangueando o sacudiendo puñetazos al aire al ritmo que marca su sección rítmica, como si de una marcha tribal se tratara. Me hace sentir hasta deseos de destrozar una cinta Betamax contra mi cráneo. No ofrece descanso alguno, por lo que se puede hacer cuesta arriba para muchos, pero yo no lo requiero. Por eso la sensación posterior a su escucha es como si saliera de una intensa paliza.

Así es el estilo de Indian. Te han podido sacudir de mil maneras hasta dejarte moribundo, pero aun así continúan sacudiendo. Incluso aunque ya sólo seas un triste cadáver ellos siguen golpeando tu cráneo sin descanso alguno, al estilo de ‘Rape’. Se han escapado del manicomio dispuestos a repartir estopa y odio a partes iguales, pero también mucha locura, como la de los instantes finales ‘Rhetoric of No’. Y tú, sin darte cuenta, te has hecho partícipe de su discurso misántropo y apocalíptico. Ahí está la gran victoria de From All Purity.

8/10

El quinto trabajo de los americanos Indian es una retorcida y magnífica obra de odio, rabia y aniquilación. Directamente salido del manicomio para corromper cada una de las fibras de nuestro ser y machacar nuestros sesos incluso aunque ya estemos muertos hace rato. From All Purity refleja la esquizofrenia y la violencia de nuestro interior y la desata como un interruptor, haciendo que nos hagamos partícipes del discurso de misantropía de los chicaguenses.

Anuncios