Hasta no hace mucho, el mayor problema (?) con Jack White era tener su nombre en tantos sitios que se hacía complicado seguirle la pista. Sin embargo, fue dar por finiquitada la trayectoria de su banda principal, The White Stripes, y progresivamente ir moderando su actividad. Al año siguiente de dicho final sacó su primer álbum en solitario, Blunderbuss, pero después su actividad hasta día de hoy se ha limitado a sacar algunas canciones sueltas con The Dead Weather y colar alguna cancioncilla en alguna película.

Centrándonos en su carrera en solitario, White siempre buscó desmarcarse de su banda de toda la vida con su ya ex-compañera Meg pero sin renunciar a su esencia característica. Ya empezó marcando territorio a base de colores, desmarcándose del rojo y el blanco que caracterizaban a The White Stripes y apostando por tonos azules y negros, y luego estilísticamente, renunciando en parte al sonido garagero y ahondando más en las raíces Norteamericanas que ya aderezaban su música, desde el Blues al Folk.

Jack White y los pasos adelante

http://www.youtube.com/watch?v=qI-95cTMeLM

Y eso que los adelantos previos podían hacernos pensar lo contrario, que volvia la rabia y los guitarrazos. Primero ‘High Ball Stepper’, un auténtico pepinazo instrumental donde White y sus acompañantes nos dan un buen sopapo eléctrico y el guitarrista le saca todo el jugo a su instrumento con efectos y solos. Luego llegó el tema homónimo, probablemente el mejor tema del disco (también es raro el disco suyo que no incluya un jitazo de esta talla), con más de lo mismo que tanto nos gusta.

Lazaretto, más y mejor

No obstante, que esos adelantos no os lleven a un equívoco. De hecho, ya nos llegó como tercer adelanto una ‘Just One Drink’ mucho menos eléctrica y más tirando a lo que White nos mostró en Blunderbuss, quizá hasta un poquito más bluesero. Y si no, ya se encarga de despejarnos las dudas por completo con el tema que abre Lazaretto, ‘Three Women’, que sigue la misma línea. Ah, y ambas también son efectivas a más no poder.

De hecho, una de las sensaciones que nos deja Lazaretto a lo largo de sus once cortes es de resultar más compacto y acertado que Blunderbuss, dejando claro que no sólo se ha dado el paso adelante en cuanto a estilo. Si de algo palidecía Blunderbuss es que se notaba la diferencia entre los temas más destacados y los más flojos, dando un conjunto algo descompensado (aunque notable). Aquí se nota un conjunto más sólido y compensado, aprovechando mejor el minutaje.

http://www.youtube.com/watch?v=sRbnAxrS3EM

Evidentemente, todo aquel que no comulgara demasiado con la discografía de Jack White no encontrará motivos para cambiar de opinión con respecto al guitarrista en este Lazaretto (“haters gonna hate”, ya sabéis), pero dejando a un lado cualquier rencilla con el señor White y valoramos el disco como tal, vemos un estupendo trabajo que acierta en casi todo los palos que toca (a veces me queda la sensación de que ‘Temporary Ground’ está metida por cumplir con el cupo obligatorio de baladas) y que no nos ofrece más que un rato ameno de buen Rock del que nunca hace daño escuchar y que te puede llegar hasta hacerte más fácil el día.

7,8

Jack White — Lazaretto

Jack White

Lazaretto

  • 01. Three Women
  • 02. Lazaretto
  • 03. Temporary Ground
  • 04. Would You Fight for My Love?
  • 05. High Ball Stepper
  • 06. Just One Drink
  • 07. Alone in My Home
  • 08. Entitlement
  • 09. That Black Bat Licorice
  • 10. I Think I Found the Culprit
  • 11. Want and Able

Lo mejor

  • Continúa la interesante senda comenzada en Blunderbuss, con más acierto y solidez
  • Menos guitarrazos, pero mucho feeling
  • Uno de los mejores discos de White más allá de su ex-banda principal
  • ’Lazaretto’, el jitazo que suele aparecer en casi todos los discos de White
  • Ojalá sigan cayendo piezas instrumentales tan buenas como ‘High Ball Stepper’

Lo peor

  • Por ser un poco tiquismiquis, ‘Temporary Ground’ es la pata más coja
  • La sombra de The White Stripes es demasiado alargada
  • Si no comulgas con el estilo de White, olvídate de este disco

Jack White en Hipersónica