Investigando por Internet, hoy me he encontrado un vídeo que merece la pena ser comentado. Desde hace bastante tiempo que los editores de Noctamina tenemos pendiente un especial de Detroit, y quizás estas imágenes nos ayuden y motiven a ponernos con ello.

Lo que aquí veis es un vídeo de época, una joya que refleja una fiesta donde los asistentes, americanos que ahora peinarán bastantes canas y vestirán menos horteras, bailan todo un clásico, el No UFO de uno de los padres del techno, Juan Atkins, firmando su obra como Model 500. La verdad es que no me imagino así el ambiente de las primeras raves y fiestas de electrónica, pero sí al público que asistiera (bueno, éstos quizás vayan peor vestidos).

Lo que llama la atención es la increíble transformación que ha sufrido la música en estos años. También el espíritu de la fiesta en sí misma, o eso es lo que, sin excepción, dicen todos nuestros mayores. ¿Es la fiesta hoy en día comparable a lo que vivieron nuestros mayores hace 25 años?

Más información | The Guardian

Artículo anteriorTiësto acosado por los anti israelíes
Artículo siguienteKele — The Boxer: una nueva cara para la electrónica

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.