En 2011 el guitarrista K.K. Downing, uno de los miembros originales de Judas Priest, dejó la banda por «un continuo deterioro de relaciones laborales entre yo mismo, elementos de la banda y gerencia desde hace tiempo», siendo reemplazado por Richie Faulkner. La relación con el grupo sigue tensa, ya que en 2018, cuando Glenn Tipton tuvo que retirarse temporalmente a causa del Parkinson, Downing no fue contactado para recuperar su antiguo puesto, algo que le dejó «asombrado y atónito», y tampoco le han llamado para sus planes de celebración del 50 aniversario este año.

Por tanto, Downing ha optado por la opción Bender Rodriguez de «Voy a montar mi propio parque de atracciones, con casinos y furcias» y ha organizado su propia versión de los Judas Priest. La idea le rondó tras tocar una serie de canciones de la banda con el ex-cantante Tim “Ripper” Owens, y ahora ha llamado a otro ex-Judas Priest, el batería Les Binks, para formar los KK’s Priest. A.J. Mills, guitarrista de Hostile, y Tony Newton, de Voodoo Six, completan este grupo de vengadores del heavy metal.

«No sólo era inevitable sino esencial para mí tocar y entregar todo lo que se espera de mí y los KK’s Priest. Ante la masiva demanda y abrumador apoyo de los fans alrededor del mundo, siento que aquí es donde pertenezco, combinando las auténticas, clásicas canciones y sonido de los Priest» ha afirmado Downing en la presentación en sociedad del grupo. También ha afirmado que están trabajando en un disco de estudio.