Kanye West le da gracias a Dios porque la renta de este año le sale a devolver 68 millones

Kanye West no hace las cosas como el resto, por eso cuando James Corden le propuso que pasase por su sección de Carpool Karaoke, Kanye le realizó la contraoferta: hacerlo en un avión privado acompañado de un coro gospel que ocupa el resto del avión.

Durante el trayecto se aprovechó la ocasión para cantar alguna pieza de su (decepcionante) Jesus Is King, y Kanye tuvo la ocasión de hablar con Corden sobre cómo le ha cambiado la vida a mejor desde que se ha hecho cristiano. Sobre todo como le ha cambiado a favor en aspectos económicos.

«El año pasado gané 115 millones y acabé con 35 millones de deuda en impuestos. Este año, que me he hecho cristiano, en la declaración de la rente me devuelven 68 millones». Según el rapero, «Dios me está utilizando para presumir» y que «la gente necesita escuchar estos números de gente puesta en deuda por el sistema». Claro, tener de amigo a Donald Trump no es ayuda suficiente, pero si Dios está de tu lado la cosa cambia.