Si, la semana pasada se nos pasó lo de darle continuidad a una de vuestras secciones favoritas. Hipersónica es esto, arrancada de caballo y parada de burro como decía mi madre. Qué se le va a hacer. El caso es que aquí estamos para recuperar el tiempo perdido dando espacio a otra escena, género o revoltijo que puede ser un desconocido o desconocida para muchos de vosotros, una escena bastante diversa, heterogénea pero basada en unos principios inquebrantables: la soledad del desierto, la dureza del campo del sur de los Estados Unidos y las disquisiciones existenciales del anacoreta.

Evidentemente la aproximación que hemos elegido no es la tradicional pues, como os decía, esto es Hipersónica, para bien y para mal. Ha llegado el turno del Alt. Country, o Country Alternativo o Gothic Country dependiendo de la banda en cuestión y de su particular intrepretación de un género que a simple vista no da para muchas interpretaciones. La raíz de todo esto se encuentra en la corriente Outlaw encabezada por Cash, Kristofferson y compañía pero a la misma algunos añaden pinceladas Gothic Punk de The Cramps, otros toques Post Punk a lo Suicide o Joy Division, y otros van hacia terrenos como el Rock fronterizo, los narcocorridos o la jarana gypsy.

Muchos habréis pensado en 16 Horsepower o Wovenhand y el mismísimo David Eugene Edwards al leer las anteriores líneas y habréis hecho bien. Eso sí, prestad atención pues el Alt. Country es mucho más de lo que discos como el magnífico Refactory Obdurate (Deathwish Inc, 2014) ofrece. Bourbon, polvo y sangre, alguna pelirroja y mucho señor barbudo. Estos van a ser los protagonistas de la próxima playlists, esperamos que la disfrutéis.