Anuncios

Mark Kozelek — Sings Christmas Carols

Ya. Salen discos de villancicos a patadas todos los años a estas alturas. Y casi nunca les hacemos puñetero caso. Pero si nos preguntasen por los protagonistas musicales más destacados del año que está a punto de morir, uno de los nombres que se nos vendrían a buen seguro a la cabeza sería el de Mark Kozelek. A nivel estrictamente musical, por parir algo tan bello como Benji, pero esa polémica que se trajo con The War on Drugs, y que todavía está trayendo cola, no deja de ser otra pista sobre lo curioso de un personaje al que, por otra parte, hacía tiempo que ya conocíamos.

Mark Kozelek y el amor por la gente

Entonces uno se entera de que el arisco y misántropo Mark Kozelek ha lanzado un disco de villancicos, Sings Christmas Carols (Caldo Verde Records, 2014), y lo primero que piensas es que tiene que ser una broma. Uno no se imagina al alma de Sun Kil Moon sentado en la sobremesa de una comida familiar compartiendo, guitarra en mano, unos dulzones momentos de paz y amor. Y sin embargo, aquí está. Y hasta eso se le da bien al de Ohio.

https://www.youtube.com/watch?v=dPkMZJUN0oQ

Si sois de los que las navidades os ponen más tristes que otra cosa, aquí tenéis vuestro disco de referencia para las próximas semanas. Los arpegios que abren ‘Christmas Time is Here’ restan toda credibilidad a tus robustos ideales anticonsumistas de finales de diciembre. Si el consumismo trae cosas así, ¿qué podemos hacer para mostrarnos en contra?. Sentarnos y disfrutar de piezas tan bonitas como ‘2000 Miles’, y preocuparse bien poco de su temática real. Porque igual nos merecemos eso con algún disco de cuando en cuando: quitarle trascendencia y limitarnos a escuchar y pasar un rato agradable.

6.7/10

Evidentemente no todo es gloria en Sings Christmas Carols. Hay temas más cercanos al villancico de toda la vida, e incluso alguna dificultad de Kozelek para afrontar con dignidad los agudos de ‘Silent Night’, pero el sumatorio de canciones como ‘Away in a Manger’, ‘O Little Town of Bethlehem’ o ‘The First Noel’ es más que suficiente para que este entretenimiento de Mark Kozelek sea recomendable para todo el mundo. El típico disco que nunca vas a lamentar haber escuchado.

Anuncios