Hipersónica Producciones presenta: la siempre polémica primera confirmación del Primavera Sound. Ayer conocimos que sería The Strokes, una vez la lona que misteriosamente apareció en el centro de Barcelona desveló la plenitud del cartel. Mismos planes, idénticas estrategias. Lo que cambia es la talla del nombre: el año pasado fue Arcade Fire, en una confirmación más que a la altura de las circunstancias, pero este año, el quince aniversario del festival, tenemos a The Strokes. Los mismos The Strokes que cumplen catorce años desde la publicación de su único álbum defendido por casi todo el mundo, Is This It (RCA, Rough Trade, 2001). Hoy son carne de festivales de otro corte: FIB hace un par de años y SOS o Low en un año bueno. ¿Pero el Primavera Sound? ¿Un cadáver así como primer cabeza de cartel?

Qué opinamos nosotros

Como siempre, hemos reunido a nuestro sanedrín y estas son las opiniones precipitadas, sin fundamento y absolutamente cuñadas que han ofrecido.

Black Gallego: ¿Cuántas bandas pueden tocar en un festival como el Primavera Sound? No me respondáis, ni me apetece averiguarlo ni quiero pensarlo, así que diré chorrocientas. Bueno, pues de chorrocientas bandas que tocarán en el festival anuncian una y la gente ya pone el grito en el cielo, y eso que no veo 100% seguro que vayan a ser cabeza del cartel, o al menos no la de mayor calibre. ¿De entre todas las bandas existentes en el mundo podrían haber encontrado alguna mejor? Por supuesto, y sin romperse mucho la cabeza. Pero ya sabéis, hay chorrocientas bandas más que tocarán en ese mismo festival, varias a la misma hora que los Strokes. Basta con elegir una y olvidarse de ellos. Y si no hay nada, pues siempre podéis reuniros unos cuantos, pillar unos perritos y disfrutar del concierto o, si eso no es posible, echarse unas risas a costa de lo que Casablancas y los suyos estén haciendo sobre el escenario. Seguro que los chistes privados que salgan de esa noche durarán milenios. Ya os digo, no preocuparse en exceso, que algo más gordo nos espera, no solo The Strokes.

Poliptoton: Y aquí estamos otro año más dando la coña con el Primavera Sound y total, para acabar diciendo casi siempre las mismas cosas. En resumen: ¿Es The Strokes una confirmación a la altura de lo que se espera de un festival como el PS? No. ¿Tiene la menor importancia, teniendo en cuenta que hay un trillón de bandas más en el cartel? Tampoco. ¿Existe la posibilidad de que, aunque sea por curiosidad, me pase un rato por el concierto de los zombis estos y hasta me lo pase bien si pillo la tanda de jitazos? Pues sí. A fin de cuentas, en un festival por el que han pasado Interpol o Bloc Party poco tiene esto de sorpresa — salvo para los beliebers del concepto “chupar rueda” — , más allá del hecho de haber sido escogido como primer nombre. Así que esperemos al cartel completo y ya hablaremos.

Mohorte: Como primera confirmación es muy extraña. Hay dos opciones: o han utilizado una bala de fogueo para disimular y despistar, desvelando en el resto del cartel un absoluto arsenal de grandes nombres, o lo que queda por venir es para echarse a temblar. La primera opción se antoja bastante probable, aunque sería la primera vez que el Primavera Sound optara por un nombre menor como primer cabeza de cartel. Porque lo es. The Strokes son un grupo muy menor hoy en día. Sin tanto tirón — principalmente joven, el tipo de público que no va al Primavera Sound — y con una trayectoria que sobrepasa los límites de la decadencia y se incrusta en el noveno círculo del infierno de la Divina Comedia. Veremos cómo sale la jugada y cómo evoluciona el cartel, si a muy bien o a apocalipsis. De momento ya hay un concierto-momento-perrito clarísimo para muchos de los asistentes.

Cronopio: Dios, ya está otra vez todo dios quejándose de un cartel que no existe ni al 1% y de la trayectoria de un festival al que probablemente no vaya en su puñetera vida. Hubo un tiempo en el que todo español tenía dentro de sí a un seleccionador de fútbol y, la verdad, lo recuerdo con añoranza hoy, estos días en los que parece que todos se han comido un Gabi Ruiz. Sí, el PS y The Strokes me la traen muy al pairo, pero si este es el pollo que han montado por una simple confirmación en un festival del que todo el mundo dice que cada año es peor, lo único que puedo desear es que la próxima confirmación sea Muse. Y que la siguiente sea U2. Casablancas y compañía son un muerto viviente — sonrojante su última aparición en Late with Jools Holland — , pero reconoced que el cuñadismo reinante también huele a ataúd. Yo que sé, abrid un Círculo Podemos PS o algo, a los de la homeopatía parece que les está funcionando.

Dr. Chou: Tengo ciertas dudas del tirón comercial que puede mantener un grupo tan venido a menos como The Strokes en la actualidad. Es decir, entiendo que una primera confirmación del PS debe intentar captar a un público menos fiel, que no irá al festival a ciegas, fiándose del cartel de otros años. Sin embargo, dudo que The Strokes — los Strokes de 2015 — puedan tener el poder de convocatoria de los Arcade Fire del año pasado, o de la reunión de Pulp. Para mí ya no es que sea una cierta decepción a nivel artístico — seguro que al final el cartel tiene grupos de sobra por los que valga la pena ir — , sino que no confío demasiado en que esto pueda traer un subidón en la venta de abonos.

Gallego: Con toda probabilidad el concierto de The Strokes coincidirá con el de Shellac — quienes recordemos que están ya confirmados sin que nadie haya dicho nada — y tendremos algo más interesante a lo que ir, así que tampoco me preocupa mucho el tema. El drama montado por la muchachada me da bastante risa, pero lo cierto es que si no hubiera gente llorando por las esquinas, esto no sería lo mismo. Quedan como mil grupos por anunciar, entre ellos unos cuantos con categoría de cabeza de cartel, así que no nos rasguemos las vestiduras.

Ferraia: Hace un poco más de una década habríamos perdido el culo por verles en directo. Hoy no. Ha pasado su mejor época y sus dos últimos discos echan un pestufo que ni U2. Ese es el nivel — y el nuestro — . Será una oportunidad de sacar pancartas con esos emoticonos para puntuar las canciones. Realmente es una confirmación que da pereza por su trayectoria, pero al mismo tiempo ni me va ni me viene, habrá decenas de grupos para ver. Y aunque sean cabeza de cartel, el toque distintivo del PS no sólo está en los dinosaurios que traen, sino en esa segunda y tercera línea que apuesta por grupos que no suelen venir — hola Foxygen, Goat, Posse, Ought — . Que vienen The Strokes, pues vale. No serán prioridad — al contrario que los puestos perrito — , pero ninguno vamos a negar, queridos cuñados, que cantaremos a pleno pulmón ‘Hard To Explain’. Ya lo hicimos este año con los hits de Arcade Fire. Después ya rajaremos si toca. I wish it was not true / But that’s the way it is.

Ahora hablemos de lo que importa. Gabi, sé que nos estás leyendo: este año poned la Boiler Room en una carpita más grande. Gracias de antemano.

Lo importante: qué ha opinado la gente

Es ya una tradición: la primera confirmación del Primavera Sound trae un infinito número de rasgaduras de vestiduras, histerias variadas y felicitaciones propias y ajenas. Ayer, con una confirmación que se aleja un tanto de la línea habitual y que, por tanto, causó cierta sorpresa en los asistentes habituales, Twitter dejó algunos momentos memorables al respecto. Hubo de todo. Desde quienes rieron por no llorar hasta quienes se mostraron muy excitados al respecto. Aquí va una pequeña recopilación de los primeros.

También preguntamos por Twitter a nuestros seguidores su opinión sobre el asunto.

Y aquí los segundos, los que se lo tomaron con estoicismo y alegría.

Aunque el tuit definitivo fue este:

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments