Mogwai — Music Industry 3. Fitness Industry 1.

Mogwai en EP nunca me terminaron de parecer tan interesantes como lo eran en discos. Cosas buenas tienen, que duda cabe, como su EP de 1999 (Chemikal Underground) o el compuesto por un solo tema My Father My King (Rock Action, 2001). Con el paso del tiempo ha sido cada vez más difícil mostrar interés en esta clase de trabajos de los escoceses gracias a trabajos como Earth Division (Rock Action, 2011) o la banda sonora de Les Revenants (Rock Action, 2013), que finalmente ampliaron hasta un LP.

Quizá por eso mis esperanzas en Music Industry 3. Fitness Industry 1. (Rock Action, 2014) fueron bastante mínimas, más teniendo en cuenta que tres de sus temas vienen con el cartel de descarte de Rave Tapes (Rock Action, 2014), ese disco de los escoceses con pocas pegas para ponerle pero con ideas menos brillantes que antaño. Por otro lado, la otra mitad del EP son remixes del último disco. Llamadme loco, pero esto es la definición pura de ponerse a los pies de los caballos, aunque ellos mismos son muy dados a ello.

Entrando ya a aspectos de contenido, los que tenían la mosca en la oreja al final tenían motivos para ello. Me hubiera gustado que me hicieran arrepentirme de mis expectativas, pero nada. Debo ser de las pocas personas que no le llama especialmente la atención ‘Teenage Exorcists’. Potencia guitarrera pero con poco fondo y un tanto monótona. Mejor sin duda ‘History Day’, sin ser la panacea precisamente pero con cosas más interesantes que decir y un sonido bastante identificable con Rave Tapes. No obstante, la mejor de estos tres nuevos temas es ‘HMP Shaun William Ryder’, con un planteamiento más sólido, una evolución la mar de interesante y sublime y un buen muestrario de las virtudes de Mogwai. Vamos, que esta última no me hubiera importado colarla en el disco en lugar de otra.

Sólo por estos tres temas quizá yo ya me hubiera dado por satisfecho y hasta le hubiera dado un bien casi alto. Pero no es lo único de lo que se compone Music Industry 3. Fitness Industry 1. (que por cierto es un título muy top), y en la otra cara del EP encontramos tres remixes que va desde lo poco interesante, como el de ‘No Medicine For Regret’, hasta lo medianamente aceptable, como ‘The Lord Is Out Of Control’. Bueno, miento, también encontramos atropellos monumentales como el remix de ‘Remurdered’. Es imperdonable que cojas la mejor canción del LP y le hagan semejante carnicería, despojada de gancho, de garra y de su esencia.

No creo que Mogwai pretendieran demostrar algo en concreto con este trabajo, que nace con la mera intención de compartir esas canciones que no tuvieron hueco en su intencionado emplazamiento. Canciones que, al igual que el disco, no empañan a Mogwai como concepto y no presentan más defectos que los que ya se les pudiera achacar antes, pero claramente tienen menos brillo. Eso, sumado a una serie de remixes desastrosos, nos dan un trabajo bastante poco llamativo y hasta prescindible. Siendo generosos, lo podemos catalogar de curiosidad, pero como complemento a Rave Tapes la verdad es que se queda muy pobre.

5.3/10

Discografía de Mogwai