Morenas — Tres

Hablamos por primera vez de ellos hace dos años, después de que hubieran empezado a hacer ruido con su maqueta a través de su propio sello, Musagre, donde ya prometían con su punk urgente y abrasivo en sus ráfagas a corta distancia. Desde entonces, Morenas, siguen afincados en Discos Humeantes, una de las casas más prolíficas del país, donde tardaron poco en echarles la red. En ese mismo 2013 llegó el primer LP, Trío (Discos Humeantes, 2013) y este año ha sido el turno de Tres (Discos Humeantes, 2015), otro conjunto de diez canciones en las que el resultado ha sido superior a su debut, lo cual refrenda la trayectoria ascendente del grupo.

Trío ya era un prometedor debut que venía con una mejor producción que la de su demo, manteniendo intacta ese espíritu punk que reside en canciones cortas y directas que se te subían a las barbas sin mediar palabra. Fórmulas sencillas y efectivas que multiplicaban sus cualidades en directo. De hecho, desde entonces, Morenas no han hecho más que mejorar sobre el escenario. Una evolución que también se ha extrapolado al estudio, donde siguiendo la misma estructura musical, el trío alicantino ha introducido pequeños cambios que mejoran su discurso.

Punk directo y estiloso con mayores recursos

Tres es un álbum más intenso, más estiloso, que mantiene esa sensación de urgencia y con tres o cuatro canciones que podrían estar entre las candidatas a los mejores temas estatales del presente curso. En otras palabras, Morenas han mejorado su modus operandi, introduciendo moderadas variaciones que son suficientes para romper la homogeneidad que puede producir el tempo de sus guitarras. Y como siempre, a pesar de la maraña guitarrera, hay hueco para alguna melodía adictiva (‘El Mar Ardiendo’), para esos coros que funcionan como otro aliciente sonoro (‘Pisos Hundidos’), o para desarrollos que te hacen sudar (‘Camisa de Hormigas’).

https://bandcamp.com/EmbeddedPlayer/album=2552823757/size=large/bgcol=ffffff/linkcol=0687f5/tracklist=false/artwork=small/track=75523459/transparent=true/

Pero esta vez los temas que más resaltan son aquellos que vienen bajo esas pequeñas modificaciones que hacen su propuesta más completa o cuando se salen de los tempos más frenéticos. Como ejemplos tenemos la tremenda ‘Los Ojos en Blanco’ y su cambio de ritmo, probablemente lo mejor del disco y que va para uno de los jitazos del año, o ese cierre de ‘Tres Creyentes’ para corear mojados de cerveza y con colegas, a modo de himno de taberna.

https://bandcamp.com/EmbeddedPlayer/album=2552823757/size=large/bgcol=ffffff/linkcol=0687f5/tracklist=false/artwork=small/track=2353923526/transparent=true/

7.5/10

Por lo tanto, de nuevo píldoras cortas con apabullante resultado, preparadas para embestir tanto en directo como en estudio. Con respecto a su anterior álbum, de nuevo vienen bajo el brazo con varios temas que se quedan guardados en la cabeza, bien para tararear, bien para desnucarte cuando los escuchas. Y esta vez, con mayor ímpetu, nuevos cambios de guión y ganas de seguir creciendo, que es lo que han hecho con este segundo largo. Una carrera excitante que promete seguir trayéndonos bastantes alegrías, como han hecho con este holgadísimo Tres. El punk con clase tiene sabor levantino.

Anuncios