New Order — Music Complete

Lo decía Bernard Sumner en una reciente entrevista que ahora, como siempre en estos casos, soy incapaz de encontrar: es todo un reto hacer música de baile cuando hace años que ya no bailas, que ni siquiera vas a un garito. Y Sumner, claro, está en esa onda: ¿lo habéis visto recientemente? Efectivamente, uno se lo imagina borracho en el pub a las tres de la tarde y volviendo a casa antes de medianoche, semiinconsciente y después de haberse dado unas buenas hostias con un hincha del Swansea dos décadas más joven que él. Eso, unido a la opereta telecinquera que han mantenido a través de los medios contra Peter Hook después de que éste se largara dando un portazo en 2007, hacía muy difícil imaginar que esta gente pudiera crear música interesante (ya no digamos música de baile) en 2015. Por eso Music Complete nos ha cogido desprevenidos a todos.

https://www.youtube.com/embed/8c_3Afx9ZGEhttps://www.youtube.com/embed/THwp-hWtC5Y

Y casi lo de menos con ‘Plastic’ es que sea el jitazo que indiscutiblemente es: la buena noticia llega ya por el mero hecho de que hayan intentado hacerla, de que a estas alturas, después de década y media de medias tintas, New Order hayan decidido meterse en semejante berenjenal. Es reconfortante que busquen problemas y todavía más que los hayan encontrado. Venid a decirme que Donna Summer ya la hizo antes, que me da igual: estos siete minutos se hacen cortos, queremos escuchar la versión ultra-mega-maxi-single de 37 y no pararemos hasta que alguien nos la entregue.

¿Acaba uno agotado después? Pues un poco, pero por suerte el disco no, y con en un impecable ejercicio de colocar la canción correcta en el lugar correcto, arranca la divertidísima ‘Tutti Frutti’, un ratito de desmelene eurodisco que no puede haber encontrado un mejor timing para ver la luz, justo cuando Giorgio Moroder acaba de hacer el ridículo con su regreso. Y qué bien también ‘People on the High Line’, donde tienen tiempo de ser A Certain Ratio y Chic a la vez y, ya que están, pasárselo bien. Tanto por aquí como por las dos canciones anteriores anda La Roux y, aunque solemos mirar con desconfianza a los discos repletos de colaboraciones estelares, aquí son de hecho las que marcan la diferencia, probablemente los que han salvado los muebles.

https://www.youtube.com/embed/ieqGJgqiXFk

Porque es cuando hay invitados cuando New Order se toman la molestia de limpiar la casa. Cuando no, pasan bastante del tema y la cosa se vuelve notablemente menos interesante. Después de la nada evidente ‘Stray Dog’, con monólogo de Iggy Pop incluido, Music Complete empieza a quedarse sin special guests y, por tanto, a desinflarse considerablemente. Y llega al final pidiendo la hora o ejem, algo peor que eso, con ese esperpento llamado ‘Superheated’ que cierra el disco y que firman a pachas con Brandon Flowers, el único de los visitantes que se podía haber quedado en su casa perfectamente (Sometimes I wake up and the sky is grey / When you’re not here by my side… Joder, Brandon, en serio, esto es demasiado incluso para ti).

6.9/10

Queda claro entonces que New Order ya no están para muchos trotes. Pero por suerte, ya que salen por la noche un día, han decidido llamar a un colega de los tiempos de las buenas juergas y rodearse de gente que sí sepa lo que es una pista de baile en el siglo XXI. El resultado es un regreso a la época Technique (Factory, 1989) y su mejor disco desde entonces. Mucho más de lo que cabía esperar.

Anuncios