Hace un mes, casi medio millón de personas se juntaron en el Sturgis Motorcycle Rally sin mascarilla ni distancia social. Era una temeridad en medio de la pandemia, y también un desafío de los muchos allí presentes, un «que os jodan» que el propio grupo alentó desde el escenario. Ahora, un estudio recientemente publicado indica que el evento es responsable de más de 260.000 nuevos casos de COVID-19.

La 80ª entrega del rally anual de motocicletas tuvo lugar del 7 al 16 de agosto en Sturgis, Dakota del Sur, con las actuaciones de Smash Mouth y Trapt. Los organizadores habían pedido a los asistentes seguir las pautas de los CDC y exigieron que presentaran mascarillas en la entrada. Pero los allí presentes se lo pasaron por el forro y tampoco hubo nada especial para que cumplieran.

Foto: Lyndonkw/Wikimedia Commons

Por supuesto, ha tenido sus consecuencias. Ya hace unos días, Minnesota informó de la primera muerte asociada con el evento: la de un asistente de 60 años que murió por COVID. Con la dificultad añadida de poder rastrear bien a los asistentes y sus contactos, IZA ha realizado un estudio para analizar el impacto del evento en la salud pública. Usando datos de teléfonos celulares y del CDC, los investigadores han determinado que el Sturgis Rally contribuyó a un aumento del 100 al 200% en los casos de COVID-19 en el condado de Meade, donde tuvo lugar. Los condados vecinos mostraron un aumento del 7 al 12,5%.

El estudio sugiere que el evento resultó en más de 260.000 nuevos casos, una cifra que representa el 19% de los 1,4 millones de casos reportados en los EE. UU. Puedes acceder al informe completo de IZA aquí.

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments