Quién le pone el pie encima para que no levante cabeza. Para Pete Doherty estos días están siendo salir de una para meterse en otra. Literalmente. En la madrugada del pasado viernes fue arrestado en París cuando la policía le pilló comprando cocaína.

Fue retenido en prisión hasta el sábado, cuando el líder de The Libertines acordó pagar una multa de 50 euros diarios durante 100 días (5,000 euros). Al día siguiente, el domingo, fue detenido de nuevo tras realizar un delito de asalto mientras celebraba su libertad.

Según su abogado, Doherty se tomó una copa a modo de celebración por salir de prisión, pero la toleró mal a causa de su tratamiento de desintoxicación que había estado realizando desde el mes pasado, y se peleó con un joven también alcoholizado que acabó denunciándolo a la policía.

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments