Los más jóvenes del lugar supongo que no estarán tan excitados como yo ante la perspectiva de que se esté preparando una película sobre la vida de Gregg Allman. No es que me esté llamando viejo a mí mismo, peino pocas canas aún, ni yogurines a vosotros, pero el que no estéis reverenciando continuamente a The Allman Brothers Band es por dos causas, o por vuestra corta edad o por vuestra corta cultura musical. Obviamente, como estoy ante gente letrada y me jacto bastante de ello, doy por hecho que el motivo es más una cuestión generacional que otra cosa.

El caso es que se me hace la boca agua ante la futura adaptación al cine de My Cross to Bear, las memorias de Gregg Allman que fueron publicadas en Mayo del año pasado. Dos desconocidos para mí como Randall Miller y Jody Savin están detrás de la producción de la película, pero sinceramente, contando con un material con tanto potencial como la vida del vocalista de The Allman Brothers Band, confío en que los nombres serán lo de menos.

Afortunadamente la película se centrará en lo vivido por Gregg Allman en los años 70, y sólo veremos parte de la decadencia de su figura tras caer en brazos de Cher. Los ochenta, las drogas y los mil y un matrimonios supongo quedarán para cuando se estrene el musical tras su muerte.

https://www.youtube.com/embed/txnViDqMcyA

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments