Bob Stanley cuenta en Pitchfork que el nuevo disco de Saint Etienne, Words and Music by Saint Etienne, está lleno de recuerdos y momentos. Suyos, al menos hasta que lo podamos escuchar y, si se da el caso, rellenemos las canciones con nuestra propia vida. Dice Stanley que mientras escribía su inminente libro, Do You Believe in Magic?, en el que habla de la Era Pop, se le vinieron encima toda las canciones importantes y lo que significaron. Y que es como llevar contigo un enorme album de fotos a todas partes, constantemente.

¿Está el enemigo? Que se ponga

Saint Etienne aman el pop, el pop de las listas de éxitos, de mirar quién sube y quién baja. De oír la radio y escuchar allí cosas distintas y nuevas. Bob Stanley se queja de que ahora las listas son homogéneas, más que nunca, y eso que a casi nadie le importan ya. Que casi todo lo que escucha viene ya de sus amigos. Que hay tanto donde mirar que, en el fondo, no sabe en qué fijarse para que le guíe.

Stanley parece admitir que él también se ha vuelto demasiado comodón. Y es algo que yo me pregunto desde hace tiempo: ¿Nos hemos convertido todos en oyentes que no salen de su zona de confort? ¿Hace cuánto que no escuchas algo diferente a lo que ya sabes que te va a gustar? ¿O esta ha sido siempre tu manera de actuar?

Los discos de Saint Etienne siempre han sido lo opuesto a eso. Iban de ponerte a prueba, de que les gustaba tanto el estandar, el pop mainstream, las listas, el éxito masivo, que creían que allí había una verdad que perseguir. Por eso sus hits funcionan en cualquier lugar: haced la prueba de poner ‘He’s On The Phone’ en una fiesta en la que nadie sepa de la existencia de Saint Etienne. Por ejemplo, en alguna boda en la que no estéis con “vuestra gente”. Saint Etienne triunfan ahí, siempre hay alguien que se engancha: son la esencia de la era pop, su voz en color.

Palabras y música: 312 calles que recorrer

“El mapa de Words and Music By Saint Etienne” src=”http://img.hipersonica.com/2012/04/stettienne1-w650-1.jpg» class=”centro” />

Cuenta Stanley que la portada de Words and Music By Saint Etienne, diseñada por el colectivo Dorothy, es un callejero en el que todas las calles están hechas de nombres de canciones. 312 en total, todas importantes para el grupo. El plano de sus vidas: Rosacoke Street, Devil Gate Drive, The Wrong Road

312 calles en una portada para coger y estudiar, para prestarle atención. Para conseguir que el disco que contiene sea mejor de lo que es, incluso sin haberlo oído. Puede que Stanley se haya acostumbrado a dejar de vivir en la era pop, pero Saint Etienne se las apañan muy bien para hacernos creer que aún existe.

(Y sí, podéis escuchar una nueva canción de adelanto del nuevo disco del grupo, ‘Answer Song’, pero aún tendremos que esperar al 21 de mayo para oírlo entero)

Más en Hipersónica | Saint Etienne y el impulso atávico y primario del pop: ‘Tonight’, primer adelanto de su nuevo disco

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments