Anuncios

Sleep en busca de la Claridad

Puede que a ti te gusten cortitas y al pie; rasas, sin más ambages que una intro efectiva, un riff fácil de identificar y, como mucho, un solo donde dejar volar algo más la imaginación. Es entendible que te gusten las canciones así, no hay nada de malo en ello. Y seguro que Al Cisneros también lo entiende, aunque en absoluto lo comparte. Este músico californiano es más dado a revolver el sonido cuantas veces haga falta para que crezca y crezca en estratos de sedimento que acaben levantando una imponente pared de roca.

Matt Pike, su compañero habitual de fechorías en Sleep, sí que es más dado a intentarlo en el metal con formatos aptos para todos los públicos: High on Fire, su principal vía de acción, es la muestra perfecta de ello. Al grupo que hoy nos ocupa no le fue muy bien en el pasado con las discográficas, pues su desmesurado álbum/canción Dopesmoker (número 20 en nuestra lista de mejores trabajos metaleros de este siglo) fue rotando de mano en mano y mutando para conseguir ser editado de una forma u otra; la experiencia no fue nada agradable para ellos y acabaron por disolverse.

Los tiempos han cambiado mucho para los músicos y para la industria en general, pues gracias a la libertad de acción que ofrece Internet actualmente, los artistas ya no se ven obligados a depender de los criterios comerciales del sello de turno para poder ver sus composiciones en circulación. Sleep lo tienen mucho más fácil para campar a sus anchas en este nuevo orden mundial y su reunión producida en el año 2009 ha sido definida ya por Cisneros como un asentamiento a tiempo completo.

Ideas claras dentro de la nube de humo

Este último lustro ha servido al trío, que ahora se completa con la sabía aportación de Jason Roeder de Neurosis en la batería, para moverse por el circuito internacional de conciertos a su ritmo mientras el resto de proyectos donde participan estos músicos se llevaban la mayor cuantía de atención. No obstante, ha llegado por fin la hora de Sleep, de quienes ya podemos escuchar el primer golpe de material completamente nuevo desde aquel mítico pedrusco que era Dopesmoker.

‘The Clarity’ llega como la séptima entrega de la serie Adult Swim Singles 2014, un proyecto destinado a lanzar dieciséis sencillos en otras tantas semanas y en el que hasta ahora han participado artistas como Giorgio Moroder o Tim Hecker. Además de andar girando por aquí y por allá, el grupo ha aprovechado estos últimos años para ir trabajando algo de material que decidieron convertir en un tema completo al recibir la propuesta de participar en la colección de Adult Swim:

“Sleep han estado escribiendo esporádicamente riffs durante un tiempo. Cuando Adult Swim les propuso la idea del single, Sleep dejaron a un lado esos riffs y escribieron la canción en un par de días. ‘The Clarity’ es un ejercicio en la corriente de pensamiento musical, como toda la música debería ser.”

El corte, que no llega a los diez minutos de duración, abre sus puertas con sonidos propios del menú de introducción de una máquina recreativa de los 90 y marca a continuación un monolítico ritmo que será la guía sobre la que irá creciendo el resto de la pieza. Por el camino, espectaculares momentos como el electrizante desfase de guitarra a mitad del segundo minuto que ralentiza el proceso antes de volver al punto de origen o ese gran solo que se despliega entre el quinto y el sexto minuto.

La voz de Cisneros, tan inconfundible y tan enigmática, vuelve a hablar del tema favorito de la banda: la marihuana y sus usos recreativos. Pike suena más limpio de lo que nos tiene acostumbrados en Sleep, pero sin renunciar a un tratamiento de amplificación y saturación a la antigua usanza que ya les sirvió en su momento para convertirse en grandes promotores del stoner. El excelente trabajo de Roeder a las baquetas no sorprenderá al que sea fiel seguidor de Neurosis, y con él se completa una canción absolutamente espectacular.

El single que quiere ser disco

“sleep.jpg” src=”http://img.hipersonica.com/2014/07/sleep.jpg" class=”centro_sinmarco” />

Viendo lo bien que les ha quedado, este regreso al estudio ha servido al trío como el golpe necesario de motivación para ponerse a trabajar en un nuevo disco. Dicen que no es posible para ellos describir lo que está por venir pues aún no tienen nada tangible, pero aclaran que no parten de ninguna idea preconcebida sobre lo que debería salir y que será el resultado será una amalgama de esfuerzos en décadas de inmersión en el riff. No me preguntéis qué significa eso, pero suena bien.

‘The Clarity’, que sé que os ha gustado, estará disponible para su descarga el próximo lunes para que así la podáis tener a buen recaudo en vuestra biblioteca particular. Además de este nuevo álbum que vaya usted a saber cuándo sale a la venta, Cisneros está trabajando también en un nuevo esfuerzo de Om, su otro gran proyecto, sirviendo así de continuación para ese estupendo Advaitic Songs publicado hace un par de años. Los amantes del doom más potente estamos de enhorabuena.

¡Por cierto! No perdáis de vista los próximos capítulos de los Adult Swim Singles 2014 porque aún quedan por salir a la luz temas bastante prometedores, entre ellos un apaño entre Mastodon y Gibby Haynes (cantante de Butthole Surfers) para la decimocuarta semana que puede ser lo más grande que sacuda nuestros tímpanos en mucho tiempo. Tiemblo de placer con solo pensarlo.

Sleep y allegados en Hipersónica

Anuncios