Ted Leo es un inconformista, un tipo que tiene mucha carretera y el culo pelado tras dos décadas en las trincheras musicales, primero en la del hardcore con Citizens Arrest, la del mod-punk con Chisel y del indie-rock, por llamarlo de alguna forma, como Ted Leo & The Pharmacists.

Ted Leo venía a España con su banda (Chris Wilson, Dave Lerner y Dorien Garry) para presentar The Brutalist Bricks, que lanzó Matador en 2009 pero que ha tenido una edición nacional con La Castanya, artífices de una gira de 11 fechas que el norteamericano no pudo completar debido a una afección respiratorio que le impidió estar en Valencia y Barcelona. Nosotros estuvimos en Gijón.

Avalado por una muy buena prensa no era cuestión de perderse este paso por nuestro país ni hurtaros una crónica que por ser un artista poco conocido no se merezca este espacio. Ted Leo & The Pharmacists ofrecieron un concierto de esos que crean afición, incluso en alguien ajeno a su rollo.

Ted Leo se esmeró en comunicarse en castellano con el público y eso fue algo que éste agradeció, inclusó comentó que el local en el que estaban tocando, el Savoy Club, lo iban a cerrar una semana después Con esas palabras se metió al público en el bolsillo pero además jugó con todo su arsenal de influencias en un recital que llegó casi a los noventa minutos.

La banda sonó en todo momento de vicio desde el primer minuto y eso que el Savoy era una sala difícil, a pesar de que el grupo sonaba con poco más que un juego de voces. El comienzo fue esperanzador: la enérgica ‘Heart Problems’, de su disco de 2004 Shake The Sheets, de éste tras ‘The Mighty Sparrow’, también escucharíamos la melódica ‘The One Who Got Us Out’ y ‘Me And Mia’, todo un himno que a mí me recordó a Elvis Costello.

No se quedó en repasar The Brutalist Bricks, del que sí que sonaron vayos cortes como la especulativa ‘Mourning in America’,ese himno instantáneo que es ‘Even Heroes Have To Die’ o el punk-rock abrasivo de ‘The Stick’, sino que pico en Hearts Of Oak para tocar ‘Where Have All The The Rude Boys Gone?’ y la melódica ‘I’m a Ghost’.

Se fue a Living With The Living e hizo tres temas: ‘Army Bound’’, ‘Colleen’ y ‘A Bottle Of Buckie’, incluso rescató al final ‘Timorous me’ de The Tyranny of Distance (Lookout, 2001). Gran concierto sin duda y una experiencia que volveríamos a repetir en una próxima visita.

Sitio oficial | Ted Leo And The Pharmacists
Más en Hipersónica | Gira española de Ted Leo And The Pharmacists
Fotografías | Víctor Rodríguez en Flickr