Iba a decir muchas cosas acerca del nuevo disco de Iron & Wine, pero leyendo a Santi Segurola y sus respuestas a los lectores de Marca.com, he encontrado el texto que define todo lo que pienso sobre The Shepherd´s Dog. Lo hace en bastantes menos palabras de las que yo pensaba utilizar, y en estos tiempos de sobreinformación, no merece la pena malgastar el tiempo dando rodeos para explicar algo que otros ya lo han dicho mejor.

Que conste que Segurola opina a propósito de lo nuevo de Ben Harper, pero a mí me vale igual. Y la cita es ésta:

A Ben Harper le tengo por un artista que genera un ejército de incondicionales. Me gusta lo que hace, pero no ha logrado emocionarme. No sé por qué. Será un problema mío. Puede que ocurra porque Harper te coloca ante un mosaico de referencias: hay un poco de todo. Es una ensalada de estilos y de influencias, pero no acabo de verle con una voz propia. Que quede claro que estoy dispuesto a rendirme en cualquier momento. Espero que sea con Lifeline

Cambiad “Ben Harper” por “Sam Beam” y “Lifeline” por “su próximo disco” y ahí está el meollo de la que iba a ser mi crítica para

Y me remito a lo que decía en mi agenda para la segunda mitad del año: “promete algunas canciones de alta intensidad, pero ¿será capaz de hacer una obra redonda? Porque aún no le he visto ninguna a la que no se le pudiera poner pegas”. De momento, The Shepherd´s Dog no es tampoco el disco que me va a enganchar de Iron & Wine.

Sitio oficial | Iron & Wine
Escucha | Boy With a Coin — Iron & Wine

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments