You ran away. You were afraid to make mistakes but that’s the biggest one you made and it’s unfortunate. You hit the road. Yeah, you finally left your home. Somewhere to the west I suppose and I feel bad for you.

The World Is a Beautiful Place & I Am No Longer Afraid to Die no sólo es el mejor nombre de un grupo de todos los tiempos sino la definición de su optimismo vital. Resulta paradójico que sean ellos quienes hayan acuñado una filosofía moral y sonora tan cohesionada, tan centrada en el aspecto luminoso de la existencia frente a lo trágico y lo horrendo, ellos, quienes beben tanto del Midwest Emo de los noventa. Pero Whenever, If Ever (2013, Topshelf Records) va más allá de los tópicos adolescentes sobre la soledad del individuo incomprendido y el mundo que se confabula contra uno mismo — o al menos lo intenta — . The World Is a Beautiful Place & I Am No Longer Afraid to Die no escriben para sí mismos sino para el resto del mundo: no quieren regodearse en la desdicha juvenil, quieren compartirla y superarla. Quieren ser un himno, un shock apoteósico al instante, un grupo vital.

http://bandcamp.com/EmbeddedPlayer/album=2049854580/size=medium/bgcol=ffffff/linkcol=0687f5/t=2/transparent=true/

The World Is a Beautiful Place & I Am No Longer Afraid to Die es también uno de los acrónimos más grandes que la humanidad haya legado jamás: TWIABPAIANLATD. Si el nombre parece el de un grupo de Post-rock es porque probablemente The World Is a Beautiful Place & I Am No Longer Afraid to Die, en esencia una comuna musical a la usanza de Broken Social Scene o Godspeed You! Black Emperor, son un grupo de Post-rock. No canónico, pero sí intuido. ¿Qué es de lo contrario ‘Getting Sodas’, la progresión casi atmosférica, tan digna de Explosions In The Sky, que cierra Whenever, If Ever? Es cierto que a primera vista cualquier parámetro de su música — la temática lírica, el ademán Post-hardcore de algunas de sus piezas — invita a pensar en otra cosa, pero Whenever, If Ever esconde un montón de ideas, no siempre bien concretadas, transversales.

Fuego camina conmigo (no siempre)

You parked your car out on my lawn and came inside. I’m shaking off the sinking feeling in my gut and I am screaming “wake up”. Is this a dream or reality? When I wake will I still be asleep? Can I ever trust anything? I guess I’ll rest and just let it be. (Wake up.) Is there a way to get into it or should I try to get over it? Did we dream when we were skeletons or did we just wish for our skin?

Algunas de esas ocurrencias les llevan desde Sunny Day Real Estate o cualquier otro grupo Emo de los noventa hasta, por ejemplo, el recogimiento espiritual y la posterior explosión eufórica de Funeral o You Forgot It in People. En The World Is a Beautiful Place & I Am No Longer Afraid to Die hay cellos y trompetas, progresiones de corto alcance y maneras semiconceptuales. Tanta grandilocuencia, que a ratos corre a la velocidad del rayo como tan pronto se sumerge en introducciones acústicas, flojea demasiado como para no mirarles con cierta condescendencia. Es su primer disco y han tratado de romper todos los esquemas posibles, lo cual está bien, pero a ratos Whenever, If Ever adolece de cierta suavidad. Hay momentos en los que da la sensación de que si TWIABPAIANLATD oscurecieran y subieran el volumen de su exposición emocional, sus canciones sonarían mucho más gigantes.

http://bandcamp.com/EmbeddedPlayer/album=2049854580/size=medium/bgcol=ffffff/linkcol=0687f5/t=10/transparent=true/

7.34/10

Son destellos, lo suficientemente brillantes como para disfrutar mucho de su disco debut. ‘Heartbeat in The Brain’ toma ese camino pero, de repente, se para, se pasa a las atmósferas y los ambientes y, aun siendo esta una faceta de lo más disfrutable, porque la ejecutan con arte, en el aire flota la sensación de qué-alto-apuntaba-esta-canción-y-qué-pena-dónde-ha-terminado. Todo Whenever, If Ever me transmite lo mismo: el fuego que aviva sus llamas es ocasional. Y nada de esto puede ocultar las horas que llevo a su lado desde que lo he descubierto, lo mucho que gusta el disco y lo alucinado que estoy por la mezcla de luminosidad y agresividad que desprenden algunas de sus canciones, como unos Titus Andronicus en negativo. Es precisamente todo esto lo que me hace pedirle más. Aquí hay más grupo que disco, lo cual es bueno para el grupo y no tan bueno para el disco.

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments