Witchcraft no son una banda al uso, los suecos militan en el sello Rise Above y eso parece que imprime carácter, porque lejos de permanecer ensimismados en el hard rock primisetentero que ofrecieron en sus dos primeros álbumes, ahora se nos presentan como adalides del hard rock psicodélico posthippie.

Así estos mozalbetes se ha colocado en el estadio anterior a los primeros Black Sabbath, sin esos riffs aplastantes de doom, pero con una oscuridad sin duda tan malsana como la del debut de los chiflados de Birmingham.

Witchcraft se bastan con siete temas para capturar al oyente que pudo poner un gesto raro tras escuchar sus dos primeros trabajos. En The Alchemist ofrecen su lado más amable con riffs impecables de blues rock y psicodelia, y una voz penetrante, la de Magnus Pelander, increíblemente severa y poco común, como la del tema de apertura, Walk between the lines, donde todos los instrumentos suenan tremendos.

https://www.youtube.com/embed/dRKiQn-Teyk

En If crimson was your color aceleran el ritmo y su hard rock se hace más enérgico, lo mismo que en los temas que siguen, especialmente en Remembered o en ese protodoom de Hey doctor. Pero lo que les da un plus de calidad es el corte final, las tres partes del tema que da título al álbum que reúne pasajes folkies al principio, acelerando el paso con andanadas hard rock a la mitad y cerrando con un riff-remanso de paz.

Si te gustan los primeros Sabbath, Blue Oyster Cult, Pentagram, Atomic Rooster o Iron Butterfly prueba con el disco de este cuarteto, no te defraudará.

MySpace | Witchcraft

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments