No es sencillo hacer que un grupo se mire en el espejo de Dinosaur Jr. o Yo La Tengo. Con Yuck muchos lo han intentado: obligarles a que, por lo oído a priori y por escuchas rápidas de su debut, se midieran con dos de las cumbres del indie-rock, una la de la carrera asombrosa y llena de recovecos brillantes, de requiebros inesperados y emocionantes; y otra, la del talento guadianesco pero siempre emocionante del pelos que quería emular a Neil Young.

Poner a Yuck, unos debutantes, y a su debut homónimo junto a esos nombres sólo por el uso de la distorsión y unas canciones que hasta parecen versiones, a ver qué tal aguantan, es signo de que a algunos se les ha secado el seso de tanto escuchar novelas de caballerías en su versión indie-rock.

https://www.youtube.com/embed/3HfHGURWVnU

Incluso podrían mirarse en unos Buffalo Tom, grupo indudablemente menor de los 90, pero aún así con momentos capaces de hacer fans. Personalmente, ya sabéis que prefiero cuando se resalta la brillantez dentro de una carrera normal que creerme a los que proclaman a los cuatro vientos genios musicales diarios. Por eso me molesta que a Yuck no se les deje espacio para practicar su normalidad, su Middle of The Road indie-rock, y, por contra, se prefiera elevar a los altares a un disco derivativo, monótono y con dificultades para sobresalir.

https://www.youtube.com/embed/2yGZtfRajiY

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments