Dicen Nueva Vulcano que ‘La Pedra Oscil·lant‘ es su invitación a reunirse, a reencontrarse. Es también el retorno de un grupo especial, al que 2020 no ha conseguido quitarle las ganas de volver: si antes nos enseñaron dos canciones del nuevo disco, ahora dejan claras sus intenciones. Ya lo cantan clarísimamente: «ningún puto fuego lo pudo exterminar, hay que celebrar nuestra erosionada amistad».

La Pedra Oscil·lant es un monumento megalítico en torno a la cual los hombres y mujeres celebraban sus primeras celebraciones y ritos. Se encuentra en la localidad de Capmany, cerca de la frontera con Francia. Dicen que cuando sopla fuerte el viento o que si se la empuja con mucho empeño desde un cierto punto, puede llegar a moverse. Pero siempre se mantiene allí en su peculiar y dignísimo equilibrio. La Pedra Oscil·lant es también una sencilla canción de Nueva Vulcano, una invitación a la reunión y al reencuentro en que todas las personas involucradas aportan y participan. Un entorno idealizado por el grupo, alejado de la gran ciudad, donde unos y otros pueden sentirse realizados y expresarse a pesar de las diferencias que hayan podido sufrir en el pasado y de las inclemencias a las que hayan estado expuestos. Un brindis.

Está estupendo, oye. Ensayo, su nuevo disco, tiene una pinta estupenda.

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments