Pedro Ladroga & Skyhook — Skydrvg season

Hay sociedades que necesitan entenderse desde una perspectiva más amplia, que van más allá de la simple definición que las cataloga como la unión de dos o más fuerzas. Son de fácil reconocimiento y de difícil descripción. Uno de los efectos que conciben es la creación de un nuevo agente. Intangible y abstracto pero presente. Por esa sencilla razón, cuando hace poco más de un año mis oídos se toparon con SKYDRVG 1.0 un impacto los sacudió. No fue algo instantáneo, más bien supuso una atracción prolongada que crecía con cada escucha. También tuvo una consecuencia. Sin apenas haberme dado cuenta había tomado una decisión: Amantes del dolor (HXXDLXVVZ II) debía de dejar su lugar a SKYDRVG 1.0. Y no es que el primero hubiera perdido calidad conforme acumulaba reproducciones, para nada. La respuesta estaba en el segundo. Pedro Ladroga y Skyhook tienen la capacidad de imantar.

Algo semejante he vuelto a experimentar con Skydrvg season (Ladroga LAB, 2016), EP que vio la luz el primer día del presente año. Lo escuché, lo dejé de escuchar y volví con él. Al tiempo, y sin saber muy bien cómo, estaba escribiendo estas líneas. Es cierto que en un trabajo de cuatro temas no puedes desarrollar una idea con la misma profundidad que con diez. Sin embargo, es suficiente para que las sensaciones calen con la misma efectividad. La línea sonora es una prolongación natural del LP anteriormente mentado, de hecho cualquiera de los temas podrían haber sido incluidos en él. No obstante, conocedores de la amplitud de fronteras musicales de esta pareja, era difícil toparnos con algo que no conservara la frescura natural que han mostrado. Skydrvg season mantiene intacto el descaro de ambos.

‘Paso de ti ((No recuerdo na))’, además de ser el tema de apertura, compendia gran parte del espíritu y alma de la sociedad Pedro Ladroga y Skyhook. Un corte vaporoso que entra en nuestros pulmones sin prisa alguna. Un viaje calmado que no cuenta con sobresaltos y el que en un abrir y cerrar de ojos, sin poner el pie en el acelerador en ningún momento, te enfrenta a una lluvia de efectos y láminas vocales solapadas cuando todavía te estás preguntado en qué momento ha ocurrido todo. Por el contrario, ‘Flotar&Volar’ es una canción más definida en la que golpean con potencia los 808 como referentes. De fondo, una multitud de destellos melódicos, mientras que Pedro saca a relucir su tono ronco y directo en las estrofas.

La conexión Sevilla-Zaragoza han convertido el desparpajo y la sinvergonzonería una de sus grandes virtudes. A ellos les funciona.

La conexión Sevilla-Zaragoza han convertido el desparpajo y la sinvergonzonería una de sus grandes virtudes. A ellos les funciona. Al micrófono Pedro Ladroga muestra una considerable versatilidad que explota en sus canciones jugando la carta de la sorpresa. En cualquier momento se puede arrancar a entonar, como tan pronto saca a pasear un estilo en el que prima la dejadez o apuesta por unas líneas que dejan claro de dónde viene. Lo suyo es el descaro. Al igual que su compañero Skyhook. El productor no tiene reparo en colar un sonido original de Windows dentro de la seriedad. Tampoco en pintar las voces con pinceladas de autotune ni de provocar un estado de continua alerta al oyente, sabedor de que en cualquier momento una genialidad en forma de arreglo puede estar acechando. Del mismo modo, y como señalábamos antes, la paleta sonora del productor parece no tener fin hasta el momento.

http://bandcamp.com/EmbeddedPlayer/album=3114345017/size=large/bgcol=ffffff/linkcol=0687f5/tracklist=false/artwork=small/track=2202120429/transparent=true/

7.2/10

Como si de un reflejo se tratara la segunda mitad del álbum invierte el sentido del trazado. ‘iEE iEE’ amenaza con volver a la calma inicial pero se trata tan solo de un amago de apenas medio minuto. La aparición de Nerbi Galgo coincide con la ruptura sonora que a partir de ese momento tiene como columna vertebral una hipnótica melodía dibujada, en este caso, por $kyhook y G. Lesson. ‘KENO ¿ (Pues nos vemo)’, canción que pone punto y final a Skydrvg season, es también la encargada de retomar la pausa de los primeros compases del trabajo con un beat más indefinido y un Pedro Ladroga hiperactivo que no deja de cambiar de registro a lo largo de los dos minutos y medio que dura el cierre de Skydrvg season. Cuatro temas que no romperán ninguna lista pero que nos recuerdan lo que ocurre cada vez que Pedro Ladroga y Skyhook se juntan.