Se va una leyenda de los incombustibles Rolling Stones. Su batería, Charlie Watts, ha fallecido en las últimas horas, según ha confirmado el publicista del músico. Se encontraba en un hospital de Londres, rodeado de su familia y seres queridos, y finalmente ha fallecido en paz. Tenía 80 años.

Charlie fue un apreciado esposo, padre y abuelo y también, como miembro de The Rolling Stones, uno de los mejores bateristas de su generación

Hace poco se anunció que Watts no se uniría a la inminente gira de la banda de rock británica, al tener que realizarse una operación por una condición médica indefinida. No se ha aclarado si esta condición es la que finalmente ha causado su fallecimiento.

Watts se unió a los Stones en 1963, siendo el miembro con mayor longevidad en el grupo junto a Mick Jagger y Keith Richards. Además de encargado de la batería, también contribuyó al arte gráfico de los primeros trabajos del grupo, además de diseñar la escenografía de sus conciertos. Críticos como Robert Christgau lo alabaron como el mejor batería de rock de todos los tiempos, y varias revistas especializadas lo han puesto en sus listas de mejores interpretes de este instrumento.

Artículo anterior‘You Can Do It’: vuelve con un tema fresquito y un vídeo lleno de perretes
Artículo siguienteHypnotic Brass Ensemble – This is a Mindfulness Drill: A Reimagining of Richard Youngs’ ‘Sapphie’

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.