Foo Fighters están de vuelta con Medicine at Midnight, y promete aires renovados. El toque Bowie de la era Let’s Dance que muestra su nuevo single, ‘Shame Shame‘, está dando bastante de qué hablar y genera un inusitado interés en el disco.

Dave Grohl no es ajeno a toda esta situación, y era más que consciente que era un buen momento para sorprender a sus fans.

Dado que es nuestro décimo disco y nuestro 25 aniversario, decidimos hace años que queríamos hacer algo que sonase fresco. Hemos hecho diferentes tipos de discos, hemos hecho cosas acústicas, hemos hecho cosas de punk rock, cosas del tipo americana de medio tempo. Tenemos muchos álbumes a los que recurrir, así que teníamos que seguir nuestro instinto.

El líder del grupo no sólo cree que este es un buen momento para experimentar con el sonido de la banda, sino que la ve con la suficiente versatilidad para dar giros de rumbo totales.

Honestamente creo que somos capaces de hacer casi cualquier cosa. Así que, si ponemos nuestras mentes a ello, podemos volvernos camaleones y volvernos una banda de death metal o podemos ser como los Carpenters. Así que sólo tenemos que decidir, unirnos y tomar la decisión, en plan ‘De acuerdo, ¿hacía dónde nos dirigimos?… ¿A qué dirección vamos a girar el timón?’. Y esta vez lo hicimos para hacer este álbum festivo.

Subscribe
Notify of
guest

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

0 Comments
Inline Feedbacks
View all comments